Público
Público

Chile, el octavo país latinoamericano en legalizar el matrimonio igualitario

La norma, que encuentra su origen en una iniciativa del año 2017, llega durante la legislatura del conservador Sebastián Piñera y su tramitación no fue bien recibida por los sectores más moderados.

07/12/2021 La gente reacciona en la Cámara de Diputados mientras el Senado vota para aprobar un proyecto de ley de matrimonio entre personas del mismo sexo en Valparaíso, Chile
La gente reacciona en la Cámara de Diputados mientras el Senado vota para aprobar un proyecto de ley de matrimonio entre personas del mismo sexo en Valparaíso, Chile. Rodrigo Garrido / REUTERS

El congreso chileno ha aprobado este martes, en un fallo histórico, un proyecto de ley que legaliza el matrimonio igualitario. Esta norma, que, además, dota de la custodia, en caso de adopción, a las dos partes de la pareja, convierte a Chile en el octavo país en autorizar la unión de personas del mismo sexo. 

Todo ello se debe a una iniciativa que la expresidenta socialista Michelle Bachelet (2014-2018) impulsó en 2017. Este martes, después de haber logrado el visto bueno de la Cámara Alta, la Cámara Baja le ha dado luz verde con un total de 82 votos a favor, 20 en contra y dos abstenciones. 

De esta manera, Chile se une a Costa Rica, Uruguay, Brasil, Argentina, Colombia, Ecuador y varios estados de México a la lista de países latinoamericanos que legalizan el matrimonio igualitario.

La norma, además, no sólo reconoce como matrimonio la unión de personas del mismo sexo, sino que, además, permite la filiación y adopción de hijos a los dos progenitores o progenitoras. 

Se trata de un "paso histórico", ha declarado el encargado de Derechos Humanos del Movimiento de Integración y Liberación Homosexual, Ramón Gómez, a Efe. Estima que, de esta manera, se pone fin a "desigualdades estructurales" y se dignifica a "las personas de la diversidad sexual y de género"

La iniciativa disgustó a la derecha más conservadora

Si bien, la iniciativa se propuso en 2017, no fue hasta el pasado mes de julio cuando el actual presidente chileno, el conservador Sebastián Piñera, estimó que había "llegado el tiempo" de aprobarla. Por lo tanto, instó al Parlamento a debatirla con urgencia.

Para los sectores más conservadores la idea de Piñera no fue bien recibida y no sólo votaron en contra la semana pasada, sino que alargaron el debate otros siete días más. 

La alternativa que había hasta ahora para las parejas homosexuales era unirse bajo la figura legal del Acuerdo de Unión Civil (AUC), por el que no se reconocen derechos de filiación. 

¿Te ha resultado interesante esta noticia?

Más noticias de Internacional