Público
Público
Únete a nosotros

Detenido en Amberes un hombre tras intentar atropellar a una multitud

El arrestado había irrumpido con su coche en una de las principales calles comerciales de la localidad.

Publicidad
Media: 3.43
Votos: 7

Un experto forense investiga el coche del detenido en Amberes. REUTERS/Marc De Roeck

Un hombre de nacionalidad francesa fue detenido este miércoles tras entrar a gran velocidad con su vehículo en el bulevar peatonal Meir de la ciudad belga de Amberes, la principal arteria comercial de la población. Durante el incidente no se registraron heridos, informó el jefe de Policía de esa localidad, Serge Muyters, quien explicó que en la ciudad se desplegaron tras lo sucedido refuerzos de seguridad.

La Policía ha confirmado que el conductor intentó arrollar a varios peatones en la calle Meir en torno a las 10.45 horas. Los viandantes tuvieron que abandonar la calle para evitar que el vehículo les arrollara, según ha informado el diario Le Soir. 

La Fiscalía federal belga aseguró que se trata de Mohamed R., nacido en 1977, con nacionalidad francesa y domiciliado en Francia. El hombre llevaba en el maletero armas blancas, una escopeta antidisturbios y un bidón "con contenido indeterminado".

El hombre es conocido por las autoridades por posesión ilegal de armas, indicó la cadena pública de televisión VRT.

Militares belgas interceptaron al conductor del vehículo, que fue arrestado, aunque la Policía no ha proporcionado aún información sobre la identidad del sospechoso. Varios medios apuntan a que se trataría de un hombre de origen norteafricano, mientras que la cadena RTBF ha asegurado que sería de origen tunecino.

"Nuestros colegas de Defensa lo localizaron y trataron de detenerlo, pero el conductor iba fuera de control y se saltó un semáforo en rojo" en dirección al río, añadió Muyters.

La Policía logró detener el coche en una calle paralela al río Escalda, y el hombre fue "arrestado inmediatamente".

Tras la detención, se desplegó en la zona un equipo de artificieros. La Policía judicial federal ya ha abierto una investigación.

Por su parte, el alcalde de Amberes, Bart De Wever, expresó en Twitter su "gratitud en nombre de todos los ciudadanos de Amberes a los soldados presentes que intervinieron, la Policía y el equipo de respuesta rápida".

También el primer ministro belga, Charles Michel, utilizó Twitter para informar de que el Gobierno sigue "de cerca" la situación y que las autoridades siguen movilizadas.