Público
Público

Igualdad Francia aprueba una cuota del 40% para las mujeres en los puestos directivos de las empresas

A partir de 2027 tendrá que haber al menos un 30% de mujeres en esos cargos y del 40% a partir de 2030. Los disputados de la Asamblea Nacional votaron para impulsar una "igualdad económica y profesional real".

Asamblea francesa
Una votación en la Asamblea Nacional francesa, en París. Christophe Petit Tesson / EFE

La Asamblea Nacional de Francia aprobó ayer, miércoles, la instauración de una cuota femenina de al menos el 30% en los puestos directivos de las empresas con más de 1.000 empleados a partir de 2027 y del 40% a partir de 2030.

Los diputados y diputadas de de la Asamblea Nacional votaron para impulsar una "igualdad económica y profesional real".  Ahora solo queda la aprobación del Senado. 

Según establece la nueva norma, estas medianas o grandes empresas deberán primero publicar "todos los años las posibles diferencias de representación" entre mujeres y hombres "entre altos ejecutivos".  En 2030, "en un plazo máximo de dos años", deberán cumplir con la regla del 40% de los altos ejecutivos, bajo pena de "aplicar una sanción económica", con un tope del 1% del salario.

Este texto legal fue aprobado diez años después de la aprobación de la ley Copé-Zimmermann, que impuso una cuota del 40% de mujeres en los consejos de administración de las empresas  francesas. La ley permitió que las mujeres ocuparan, en 2019, el 43,6% de los puestos en consejos de administración de las 120 mayores empresas del país, frente a poco más del 26% en 2013.

La izquierda francesa, encabezada por el Partido Socialista (PS), hubiera preferido "un texto más ambicioso", pero la satisfacción era la nota dominante entre los diputados y las diputadas de la Asamblea. La ministra de Igualdad, Elisabeth Moreno, afirmó: "La cuota a veces suscita inquietudes pero es necesario para superar un retraso vinculado a desigualdades profundamente arraigadas en las mentalidades en una sociedad que en muchos sentidos sigue siendo patriarcal, sexista y discriminatoria".

Más noticias de Internacional