Público
Público

Otra provincia argentina retira la licencia de explotación a YPF

Salta se une a las cuatro regiones de este país que reclaman a la empresa petrolífera que cumpla su acuerdo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La provincia de Salta, situada en el noroeste de Argentina, ha retirado la licencia de explotación en el área de Tartagal Oeste a la petrolera YPF, filial de la española Repsol, según ha anunciado este domingo su gobernador, Juan Manuel Urtubey.

Urtubey ha revelado que el pasado viernes 'se aceptó la reversión del área Tartagal Oeste, que estaba sin producción, y se avanzó en el llamamiento a licitación de áreas libres, entre ellas Tartagal Oeste' según la agencia estatal Télam.

También ha instado a todas las empresas de hidrocarburos que operan en su territorio a presentar un plan de inversión 'con un aumento del 15 por ciento en la explotación y la exploración'. Indicó que 'aquellas empresas que no puedan invertir, que tengan la voluntad de aceptar cesiones de áreas a otros interesados en condiciones de hacerlo'.

Salta ya es la quinta provincia argentina que retira licencias de explotación a Repsol-YPF en medio del creciente conflicto de la compañía con el Gobierno de Cristina Fernández, tras Chubut, Santa Cruz, Neuquén y Mendoza.

Los gobernadores de las provincias de Santa Cruz y Chubut, en el sur del país, donde se hallan los mayores yacimientos petroleros, anunciaron la retirada de licencias en cuatro áreas operadas por la petrolera. El pasado viernes, la provincia de Mendoza (oeste) revocó la licencia en dos áreas operadas por YPF, en una medida similar a la tomada también días atrás por la patagónica Neuquén, que retiró a la compañía la concesión de otras dos zonas. El gobernador de Santa Cruz, Daniel Peralta, indicó que sopesa la posibilidad de revocar otras 10 áreas operadas por la compañía, un asunto que será tratado durante la reunión que prevén mantener los gobernadores de las provincias petroleras del país entre el martes y miércoles próximos.

La empresa ya ha asegurado en los últimos días que iniciará acciones legales y aseguró en su defensa que cumplió con sus compromisos de inversión en el país.

YPF aprobó el miércoles, por mayoría y con el voto en contra del representante del Estado argentino, una propuesta de capitalización por importe de 999 millones de euros a partir de ganancias no asignadas de 2010 y 2011. La propuesta será sometida a consideración de los accionistas de la petrolera en una asamblea convocada para el próximo 25 de abril.

El Gobierno, que pretendía derivar los resultados no asignados a un fondo para acometer inversiones, consideró que la capitalización no garantiza que la compañía realice mayores inversiones en el país, aunque YPF ha asegurado que este año sus desembolsos alcanzarán un récord de 2.500 millones de euros.