Público
Público

Trump ordena construir el muro con México y castiga a las ciudades que protegen a los inmigrantes

El presidente de EEUU firma la orden para iniciar las obras de la valla, que comenzarán "en meses", y asegura que el país vecino asumirá los costes "al cien por cien". 

Publicidad
Media: 2.25
Votos: 8

El presidente de EEUU, Donald J. Trump, enseña la firma de la orden ejecutiva para destinar fondos federales a la construcción del muro con México. - EFE

MADRID.- Tal y como prometió, Donald Trump ha sacado el látigo contra la inmigración. El magnate ha firmado este miércoles la orden ejecutiva para iniciar la construcción del muro con México. De esta forma, el recién nombrado presidente de Estados Unidos aprueba comenzar a destinar los fondos federales necesarios para levantar el polémico proyecto. El republicano, cuya mano dura contra los inmigrantes le valió el favor del electorado estadounidense, no se ha quedado ahí y ha ordenado además suprimir la financiación a las llamadas "ciudades santuario" que protegían de la deportación a las personas indocumentadas detenidas.

"Hemos estado hablando de esto desde el principio", aseguró al firmar el documento en el Departamento de Seguridad Nacional (DHS, en inglés). junto al recién confirmado secretario, el general retirado John Kelly. "A partir de hoy, EEUU va a recuperar sus fronteras. Una nación sin fronteras no es una nación", defendió el mandatario, que aseguró que la relación con México "va a ser mucho mejor".

"A partir de hoy, EEUU va a recuperar sus fronteras", defiende Trump, que asegura que a partir de ahora la relación con México "va a ser mucho mejor"

"El aumento sin precedentes de la inmigración ilegal procedente de Centroamérica está dañando tanto a Estados Unidos como a México", continuó antes de añadir que los cambios que piensa hacer en la seguridad fronteriza "van a ser muy, muy buenos para México". Asimismo, garantizó a las agencias encargadas de gestionar la inmigración y la seguridad fronteriza que "las leyes de Estados Unidos se van a implementar, y se van a implementar fuertemente".

"Trabajaremos dentro del sistema establecido, pero vamos a restaurar el sistema de Derecho en Estados Unidos", agregó. "Los comentaristas de la televisión hablan constantemente de que aplicar las leyes migratorias puede separar a las familias de inmigrantes ilegales, pero nunca hablan sobre las familias de estadounidenses separados para siempre de la gente a la que aman", subrayó. El presidente mencionó los nombres de varias personas que se encontraban entre el público y cuyos seres queridos "fueron horriblemente asesinados por gente que vino aquí ilegalmente". "Sus hijos no habrán perdido sus vidas en vano", reiteró el presidente estadounidenses.

Anteriormente, Trump había anunciado que su objetivo es que las obras del muro se inicien en cuestión de "meses" y que su planificación ocurrirá "de inmediato". "Tan pronto como podamos, tan pronto como podamos hacerlo físicamente", afirmó al ser preguntado al respecto en su primera entrevista como presidente en la cadena ABC.

Un operario junto a una nueva sección de la valla de separación entre EEUU y México, cerca de Ciudad Juarez. - REUTERS

El mandatario declaró durante el encuentro con la cadena que el Gobierno federal adelantará el dinero para iniciar la construcción, pero insistió que el país vecino reembolsará "al cien por cien" los costes de la obra, cuyos detalles sigue sin aclarar. "Todo se nos reembolsará en una fecha posterior con cualquier transacción que hagamos con México. Sólo le digo que habrá un pago, que sucederá de alguna forma, quizás una forma complicada, lo que estoy haciendo es bueno para Estados Unidos, también va a ser bueno para México. Un México muy estable y muy sólido", dijo.

Preguntado por la negativa del presidente mexicano, Enrique Peña Nieto, a pagar la factura del muro, Trump respondió que no puede decir otra cosa. "Él tiene que decir eso, tiene que decir eso", justificó el magnate neoyorquino. Tras firmar la orden ejecutiva, sólo falta que el Congreso estadounidense apruebe el presupuesto.

Dentro del plan para reforzar la frontera con México, el Gobierno de EEUU aumentará el número de agentes y crearán nuevos centros de detención para inmigrantes en la frontera

Trump anunció en la noche del martes en Twitter que este miércoles tomaría diferentes medidas relativas a la "seguridad nacional", incluida la construcción del muro. "Mañana (por el miércoles) será un gran día para la seguridad nacional. Entre muchas otras cosas, ¡construiremos el muro!", adelantó el magnate a través de su cuenta en la red social, una vez los medios locales habían desvelado ya sus planes.

Entre esas medidas está otra orden ejecutiva firmada también este miércoles con la que el mandatario suprimirá fondos a las ciudades que trataban de librar de la deportación a los inmigrantes detenidos. Era el caso de Chicago, Nueva York o Los Ángeles, que se negaban a proporcionar a las autoridades federales información sobre el estatus migratorio de las personas que detienen. A partir de ahora serán castigadas por ello.

Poco antes, en su rueda de prensa diaria, el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer, adelantó que dentro del plan para reforzar la frontera con México se aumentará el número de agentes y crearán nuevos centros de detención para los inmigrantes arrestados en la frontera. Durante la campaña electoral, Trump ya prometió que actuaría contra estas urbes, llamadas "ciudades santuario", cifradas en unas 300 en Estados Unidos.