Público
Público

Un barco saudí carga cuarenta contenedores de granadas en Santander

Tras apagar el sistema de geoposicionamiento, el barco 'Bahri Jazan' ha llegado este jueves al puerto de la capital cántabra para cargar una nueva partida de armamento. También se llevará “material siderúrgico sin especificar”.

Publicidad
Media: 5
Votos: 5

El buque 'Bahri Jazan' de la naviera pública saudí llega al puerto de santader para recoger una nuea carga de armas. Foto: LA GUERRA EMPIEZA AQUÍ

Nuevas armas para la guerra. Este jueves, un barco de la naviera de capital público saudí ha zarpado desde el puerto de Santander con 40 contenedores de granadas (unas 1.120 toneladas) que serán puestas en manos de la monarquía absolutista, enfrascada actualmente en una terrible campaña militar en Yemen que acumula miles de civiles muertos. Tal como había prometido en los últimos días el gobierno del PSOE, el negocio armamentístico continuará.

Tras la polémica levantada por la decisión del gobierno socialista de levantar el veto que había impuesto a la venta de 400 bombas de precisión que se utilizarán en la guerra contra Yemen, Arabia Saudí ha enviado esta semana un nuevo barco al puerto de la capital cántabra, lugar elegido en febrero pasado para cargar armamento. Anteriormente lo hacía desde el puerto de Bilbao, pero una fuerte campaña antimilitarista contribuyó a cambiar la ruta utilizada por los saudíes para embarcar municiones y explosivos.

Este miércoles, quienes desde tierra hacían el seguimiento del Bahri Jazan se toparon con una sorpresa: cuando se encontraba a ocho millas de la costa, se desconectó su sistema de geoposicionamiento, de manera que ya no era posible rastrear sus pasos. Poco después ya no hubo secretos: si bien en su hoja de ruta aparecía como destino Génova, el barco atracó en Santander. “Tiene falseado su sistema”, denunció desde las redes sociales la plataforma La Guerra Empieza Aquí.

Desde ese colectivo señalaron que además de los cuarenta contenedores de granadas, ha cargado también “material siderúrgico sin especificar”. El barco ha zarpado a las 7.00 de la mañana de este jueves. “Hoy confirmamos que sigue el tráfico de armas, y que tratan de ocultarlo a la vez que dicen que es ‘legal’”, dijo a Público Luis Arbide, integrante de la comisión La Guerra Empieza Aquí de la plataforma Ongi Etorri Errefuxiatuak. “Este barco falseó su ruta para llegar a Santander y finalmente –de forma ilegal- apagó su sistema de geoposicionamiento para llegar con discreción a puerto”, denunció el activista.

Volverán

Según ha podido confirmar Público, se prevé que el próximo barco con bandera saudí llegará en noviembre, de forma que Santander seguirá siendo utilizado como lugar de embarque de armamento. De nada sirvió lo manifestado por el Gobierno de Cantabria en marzo pasado, cuando el consejero de Innovación, Industria, Turismo y Comercio, Francisco Martín, prometió en el Parlamento que trasladaría al Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria de Santander su posición contraria a este tipo de actividades.

El anterior barco con bandera saudí llegó a comienzos de septiembre. Entonces, el Bahri Hofuf cargó varios contenedores con municiones y explosivos. No era su primer viaje a la costa cántabra: esa misma embarcación había estado en mayo pasado, cuando se llevó otros cuarenta contenedores de armamento.

Nada de esto es casualidad: a día de hoy, España ostenta el polémico tercer puesto en el ranking de países exportadores de armas a Arabia Saudí. Se estima que entre 2015 (año en el que empezaron los bombardeos contra Yemen) y 2017, este negocio ha reportado 932 millones de euros de facturación. En ese mismo periodo, los ataques saudíes se cobraron miles de vidas en suelo yemení.

Más noticias en Política y Sociedad