Público
Público

Blas Infante se disfraza de Papá Noel: choque generacional en la familia andalucista por Navidad

Teresa Rodríguez reivindica que "lo mejor que le puede pasar a Blas Infante es convertirse en un icono pop, ponerse de moda", mientras la Fundación que vela por su legado arremete contra lo que considera "una manipulación inaceptable de quien fue el principal ideólogo del andalucismo".

El cartel de Defender Andalucía que ha causado la polémica.
Imagen del cartel de Defender Andalucía con Blas Infante que ha causado la polémica.

La difusión por parte de Defender Andalucía, una de las organizaciones que forman parte de Adelante, de la imagen que ilustra este artículo de Blas Infante, autor de El Ideal Andaluz y considerado padre de la Patria Andaluza, disfrazado de Papá Noel junto a la leyenda "felices fiestas y próspera soberanía" ha causado una polémica de cierta aspereza con tintes de choque generacional en la familia andalucista. La Fundación Blas Infante sacó un comunicado en el que, con lenguaje grueso, se reclama la retirada de la imagen.

Para los responsables de la imagen –cuyo autor es Víctor Mercury–, que no la van a retirar y que cuentan con el apoyo de la portavoz de Adelante, Teresa Rodríguez, "detrás de una anécdota, hay maneras diferentes de entender el andalucismo". "Nuestra idea es usar los símbolos del andalucismo con honestidad pero con libertad para convertirlos en herramientas de cambio y de difusión del andalucismo", afirma Curro Cuberos, portavoz de Defender Andalucía, antropólogo y profesor en la Universidad de Sevilla.

La Fundación escribe en su nota que este uso de la imagen de "Don Blas, una víctima de la represión golpista, asesinado en la noche del 10 al 11 de agosto de 1936 por haber sido 'organizador del andalucismo' y 'revolucionario' –como consta en la infame sentencia dictada contra él cuatro años después de su muerte pretendiendo 'legalizar' esta– es frívolo y totalmente fuera de lugar y solo puede achacarse a la inmadurez política de las personas que realizaron ese diseño y de quienes en el colectivo o partido denominado Defender Andalucía permitieron su difusión y rehusaron retirarlo cuando así les fue solicitado amigablemente por algunos patronos de esta fundación y otras personas andalucistas".

Teresa Rodríguez

Luego, eleva el tono contra Teresa Rodríguez: "Lo que era un frivolidad con un radio de difusión corto ha multiplicado su escala con el posterior tuit difundido por la parlamentaria y líder de Adelante Andalucía Teresa Rodríguez, dada su significación política y mediática. […] Esta Fundación no puede dejar pasar sin posicionarse porque entendemos que supone una manipulación inaceptable de quien fue el principal ideólogo del andalucismo, cuyo pensamiento continúa en lo fundamental hoy vigente".

El cartel de Defender Andalucía que ha causado la polémica.
El cartel que ha causado la polémica en su integridad.

Isidoro Moreno, firmante del Pacto de Antequera –uno de los hitos clave en la consecución de la autonomía andaluza– en 1978 por el Partido del Trabajo, catedrático de Antropología y figura de referencia andalucista, hoy portavoz de la plataforma Andalucía Viva, considera, con un fondo irónico y sarcástico, algo muy similar a lo que expone la Fundación: "El colmo del delirio: acabo de leer que [a Teresa Rodríguez] el cartel de Blas Infante con el gorrito de Papá Noel y el paquete de regalos le encanta. Y que 'a Blas también le encantaría'. Viniendo está afirmación de una persona que ha profundizado tanto en el pensamiento del Padre de la Patria (mejor Matria) Andaluza, podría parecer que no hay más que hablar sobre el asunto. Pues va a ser que sí. Aunque puede que algunos seamos menos expertos en Blas Infante que doña Teresa, no vamos a quedarnos indiferentes ante la frivolización de quien es uno de nuestros símbolos nacionales, cuyos restos continúan en la fosa común del cementerio de Sevilla desde su asesinato en 1936. Que no lo lean si no es de su gusto, pero al menos, se merece un respeto. Sobre todo de quienes se dicen andalucistas y soberanistas (aunque algunos sean neoconversos en tiempos muy recientes)".

Preguntada por Público, Rodríguez manifestó: "Creo que se hace un flaco favor a la figura y al legado de Blas Infante cuando se le pretende convertir en una momia intocable. Cuando se utiliza y actualiza su imagen relacionándola con hechos cotidianos como la Navidad se está apostando por que su figura sea reconocible para esta generación de andaluces, se le da familiaridad y ayuda a acercar su legado. Lo mejor que le puede pasar a Blas Infante es convertirse en un icono pop, ponerse de moda. Quienes no conocen a Blas Infante porque está metido en un mausoleo simbólico excesivamente institucionalizado lo necesitan igual que quienes conocemos su obra y nos inspiramos en su entrega".

La Fundación añade: "Hasta ahora, los ataques e intentos de descalificación o de ridiculización de su figura habían venido siempre de la ultraderecha o sectores próximos a esta. Ahora, partidos y personas que se reclaman andalucistas y soberanistas la banalizan y persisten en presentarlo de manera irrespetuosa aunque nieguen esa falta de respeto. ¿Podrían decirnos cuál es el objetivo de presentar así a Blas Infante? ¿Creen de verdad que esa imagen contribuye a acercarlo a las generaciones jóvenes?".

La Fundación pide expresamente que se pida disculpas a María de los Ángeles Infante, la presidenta, que está "lógicamente herida e indignada por el uso que están haciendo de la figura de su padre". "Que no se den cuenta de ello y rectifiquen solo reflejaría un grave déficit de análisis y la confusión propia de los neoconversos (al andalucismo, no a la política)", remacha el comunicado.

Pilar González, senadora hoy por Adelante, que fue diputada por el Partido Andalucista lo tiene claro también, como Rodríguez. Con el respeto y cariño a unas personas que aprecia y respeta "muchísimo", Mari Ángeles Blas Infante y Pedro Ruiz Verdejo, afirma: "Prefiero la inocencia a la pureza".

"No soy una neoconversa al andalucismo, precisamente. Y no entiendo la polvareda que se ha levantado ni por qué se arrastra a la Fundación Blas Infante a un comunicado estrafalario y carente de relación con la realidad de las andaluzas y andaluces de hoy día. Al suelo que vienen los nuestros. Por suerte, Infante tiene una potencia política y simbólica más allá de los guardianes de sus esencias. Y una de las razones es que fue un hetedoxo", prosigue la senadora.

Compromiso con Blas Infante

Cuberos explica a Público que "los símbolos cobran su significado en función del contexto". "Somos una organización soberanista –prosigue Cuberos– que reivindica la figura de Blas y en este caso hemos usado una imagen desenfadada. En los últimos diez-doce años se está dando un cierto interés en una parte de la población andaluza de actualizar los símbolos del andalucismo a muchos niveles, y también de experimentar con ellos a nivel estético".

"Lo estamos viendo y queríamos eso: utilizar un símbolo ligado a la tradición andalucista y conectar con esa sensibilidad que puede identificarse con este tipo de códigos más desenfadados, sin que eso signifique una falta de respecto a Blas Infante. No es frivolizar, sino enmarcarla en unos códigos de hoy. Somos partidarios de esta libertad en cuanto a criterios estéticos y a la forma de reivindicar la figura de Blas Infante", añade el de Defender Andalucía.

Sobre las críticas de la Fundación Blas Infante, Cuberos manifiesta en conversación con Público que "ninguna institución debe controlar o sancionar cómo se puede usar esa figura, siempre que se entienda que el contexto es respetuoso". "Y este cartel está hecho, no desde la extrema derecha, sino desde una organización que reivindica esa figura. Ese es el planteamiento", matiza.

"La Fundación tiene derecho –prosigue– a opinar que es desacertado, pero creo que se equivoca al hacer un juicio de intenciones muy sutil, pero muy doloroso, cuando se habla de frivolidad, de inmadurez política, de manipulación inaceptable, y ataques e intentos de ridiculización hasta ahora venían de la extrema derecha. Decir eso es algo que no se ajusta a la realidad porque es obvio que Defender Andalucía actúa desde el compromiso con la figura de Blas Infante", critica Cuberos.

Al respecto del uso del gorro de Papá Noel, Cuberos afirma: "Habrá quien lo asocie al consumismo de las fiestas, o si pensamos en el origen, se puede ver como algo imperialista. Pero obviamente no apostamos por asimilarnos culturalmente a las fiestas de otros lugares. Eso es tomar la parte por el todo. En el cartel, el gorro de Papá Noel es solo un símbolo que permiten identificar de manera simpática la navidad y conectarlo con el mensaje que nos interesa difundir, que es la necesidad de soberanía en Andalucía".

Más noticias