Público
Público

Resultados Zaragoza Cae la izquierda en Zaragoza: ZeC y Podemos se desploman y Cha desaparece

La caída de los nacionalistas, que se quedan a menos de medio punto de mantenerse en el consistorio, sitúa a Ciudadanos como el partido central al sumar tanto con el PSOE como con el PP y Vox

Publicidad
Media: 3
Votos: 2

La candidata por el PSOE a la Alcaldía de Zaragoza, Pilar Alegría. | EUROPA PRESS

Vuelco en el Ayuntamiento de Zaragoza: la izquierda no suma para gobernar 16 años después con la salida del pleno de Chunta Aragonesista y el desplome del espacio que ocupan ZeC y Podemos-Equo, lo que sitúa a Ciudadanos en una posición central en la institución al sumar tanto con los socialistas como con PP y Vox, opción que rechazan amplios sectores del partido naranja, reacios a aliarse con la ultraderecha.

La candidata socialista, Pilar Alegría, se hace con diez actas (mejora cuatro) y casi el 28% de los votos tras recuperar alrededor de 30.000 en relación con los resultados de 2015, lo que la sitúa como la vencedora de la campaña en sufragios.

Los cuatro concejales que avanzan los socialistas son los mismos que se deja el espacio que conforman a su izquierda ZeC y Podemos-Equo, que obtienen, respectivamente, tres y dos concejales tras una aparatosa ruptura previa a la pérdida de casi 28.000 de los votos que hace cuatro años recogió la candidatura de confluencia que encabeza Pedro Santisteve.

A esa caída se le suma la salida del ayuntamiento de Chunta Aragonesista (Cha), que se queda a unos cientos de papeletas de reeditar sus dos concejales al no alcanzar por apenas tres centésimas el 5% mínimo de votos, lo que convierte en imposible una eventual alianza de izquierdas.

Dos escenarios inéditos en Zaragoza

Eso abre dos escenarios inéditos en el ayuntamiento, del que también quedan fuera por segunda vez los aragonesistas de centro-derecha del Par.

El PP de Jorge Azcón acentúa la caída iniciada en 2015 para dejarse otros dos concejales y caer a ocho, lo que supone casi la mitad de los quince de 2011 y mejora en solo uno el peor resultado histórico de los populares, que fueron los siete de 1991.

La segunda opción sería el acuerdo entre PSOE y Ciudadanos, que suman 16 concejales

Paradójicamente, esos resultados le colocan como el mejor situado para encabezar un pacto a la andaluza con Vox, que entra en el ayuntamiento con dos concejales y supera por unas decenas de votos a Podemos-Equo, y con Ciudadanos, que gana dos ediles y pasa a seis.

La segunda opción sería el acuerdo entre PSOE y Ciudadanos, que suman 16 concejales. De hecho, incluso la abstención de los naranjas garantizaría la investidura de Pilar Alegría, ya que, al ser la candidata más votada, es necesaria una mayoría de 16 para impedirla, y esta sería inviable sin la participación de C’s.

Otro ayuntamiento del cambio que cae

En cualquier caso, los resultados sí dejan claro que Zaragoza deja de tener un ayuntamiento del cambio con la salida de la alcaldía de Pedro Santisteve.

“Vamos a ser una oposición de izquierdas a cualquier gobierno de derechas y también al posible PSOE-Ciudadanos”, y “vamos a seguir estando en los barrios, peleando por la gente”, dijo esta noche a Aragón TV Santisteve, que añadió, en relación con la ruptura de ZeC y Podemos-Equo, que “está claro que aquellos que decían que separados sumamos más se han equivocado. Pero, a partir de ahí, tenemos un trabajo común de contención de las derechas y de defensa de los derechos sociales”.

El desplome de Podemos-Equo ha sido generalizado en toda la comunidad, aunque resulta especialmente llamativo en la capital, donde los apenas 20.000 sufragios de este domingo se quedan ligeramente por encima de la tercera parte de los 58.047 del 28 de abril, algo que amenaza con reabrir las tensas relaciones internas de las corrientes que conviven en la formación morada.

Más noticias en Política y Sociedad