Público
Público

Coronavirus La Comunidad de Madrid estudia establecer "excepciones" a las restricciones en Navidad

Ruiz Escudero explica que se está estudiando una estrategia pero que dependerá de la evolución de los contagios. Aguado dice que la voluntad del Ejecutivo es que la Comunidad esté abierta en esas fechas.

El vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado (i) y el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero (d) durante la rueda de prensa conjunta este miércoles tras la reunión del Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid.
El vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado y el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero. Luca Piergiovanni / EFE

agencias

El consejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Enrique Ruiz Escudero, ha manifestado este lunes que están valorando la posibilidad de establecer "excepciones" a las limitaciones sobre el número máximo de personas en las reuniones familiares y el toque de queda durante la Navidad.

En una entrevista en Telecinco recogida por Europa Press, Escudero ha apuntado que la Dirección General de Salud Pública está trabajando en una estrategia para Navidad "no solo pensando en esa movilidad de madrileños que tienen que salir fuera o que vienen" a la Comunidad, porque "también hay que pensar en otro tipo de acontecimientos que siempre rodean a la Navidad".

Así, ha subrayado la importancia de ver cómo pueden ir a los hogares los mayores que se encuentran en residencias. "Estamos pensando en protocolos tanto de entrada como de salida", ha señalado. Igualmente, se está viendo cómo pueden volver a casa los estudiantes que están haciendo la carrera en Madrid.

"Estamos valorando todos los escenarios y sobre todo, seamos realistas, hay dos cuestiones que preocupan especialmente", ha manifestado Escudero, en alusión a la limitación de las reuniones familiares a seis personas y al toque de queda. En cuanto a la limitación del número de personas que se pueden reunir tanto en espacios públicos como privados, ha apuntado que lo que más les preocupa son los encuentros en "el entorno familiar", ya que es donde hay "más dificultades de tener ese control".

Escudero: "El plan se anunciará probablemente una semana antes".

"Son los dos puntos importantes y ahí se está trabajando para, siempre y siempre que acompañe la tendencia a la baja y el número de casos, tanto en contagios como a nivel asistencial, siga descendiendo, pues estamos valorando si estableceríamos algún tipo de excepciones, siempre con toda la prudencia y con todas las recomendaciones adecuadas, para esas fechas, porque yo creo que es importante y sobre todo después de todo lo que hemos vivido habría que hacerlo", ha proseguido.

Asimismo, se ha marcado como objetivo de cara a diciembre mantenerse en torno o por debajo de los 200 casos por 100.000 habitantes a 14 días, cuando a día de hoy calcula que la tasa se sitúa aproximadamente en 274 casos, mientras que a 7 días se sitúa en 127, lo que se traduce, según ha indicado, en que la tendencia sigue siendo descendente.

Entrevistado en Onda Madrid, Escudero ha apuntado que quedan tres semanas, al entender como comienzo de este periodo el 15 de diciembre, aunque ha señalado que "el plan se anunciará probablemente una semana antes". En cualquier caso, ha destacado que "va a ir muy condicionado a cómo esté la situación tanto epidemiológica como asistencial" cuando llegue el momento, y ha insistido en la necesidad de ir "partido a partido".

Aguado espera que sea posible

Por su parte, el vicepresidente de la Comunidad de Madrid, Ignacio Aguado, ha declarado que espera que el Gobierno regional pueda "levantar parcialmente algunas restricciones" de cara a las Navidades. En una entrevista en RNE, recogida por Europa Press, el dirigente madrileño ha defendido que quieren unas fiestas navideñas "seguras y tranquilas" y ha sostenido que las medidas se tomarán "en función de cómo evolucione la curva".

En este sentido, ha recordado que durante el Puente de la Constitución Madrid permanecerá cerrado perimetralmente, "una buena noticia" para los ciudadanos porque lanza el mensaje de que no hay que confiarse y porque busca "blindar la tendencia descendente". "No vamos tan bien como nos gustaría. Queremos que la curva siga bajando", ha declarado.

Aguado quiere que el cierre perimetral en el puente sea la "última gran medida" que se adopte antes de Navidades

Aguado quiere que esta sea la "última gran medida" que se adopte antes de Navidades. Para el vicepresidente, eso no significa que en esas fechas "valga todo" sino que "después de un trabajo bien hecho" se puedan "levantar parcialmente algunas restricciones" para que las familias se puedan ver y los comercios puedan tener un porcentaje de facturación que les permita continuar con sus negocios.

El dirigente madrileño ha señalado que la voluntad del Ejecutivo autonómico es que Madrid esté abierto el 24 y 31 de diciembre pero ha incidido en que lo decidirán los expertos. En este punto, ha hecho hincapié en que son un "gobierno liberal" al que no le gusta tomar medidas de restricción pero no les queda "más remedio porque el virus sigue ahí".

Más noticias de Política y Sociedad