Público
Público

Las izquierdas de Europa hacen un frente común contra los recortes de derechos

El Foro Internacional celebrado este fin de semana en Bilbao concluye con una declaración a favor de una Europa más justa. Sostiene además que “las fuerzas reaccionarias y de extrema derecha deben ser combatidas incansablemente y sin concesiones”.

Publicidad
Media: 5
Votos: 8

Foro Internacional del Partido de la Izquierda Europea

No importaron los idiomas. Ya fuese en inglés, francés, danés, euskera o castellano —por citar sólo algunos—, los 300 representantes de unas 40 formaciones de izquierda de toda Europa que se han encontrado este fin de semana en Bilbao han llegado a una misma conclusión: es hora de crear un “espacio de convergencia permanente” por parte de las fuerzas progresistas y ecologistas, con el objetivo de hacer frente a la situación actual e impulsar “una forma de desarrollo que se aleje de este capitalismo brutal y decadente”.

Luego de tres intensas jornadas, el Foro Internacional del Partido de la Izquierda Europea –del que forman parte IU, el Partido Comunista, Esquerra Unida i Alternativa, Die Linke (Alemania), Syriza (Grecia) o Bloco de Esquerda (Portugal), entre muchos otros- ha emitido una declaración en la que advierte sobre los ataques del “capitalismo depredador” a la hora de promover “cambios laborales, sociales, económicos e institucionales” que únicamente buscan “destruir los logros históricos de la clase obrera y los sectores populares para imponer una sociedad autoritaria, precaria, desregulada, sin derechos laborales, sociales y ciudadanos”.

Tras citar las “incógnitas” que abre el Brexit o las incertidumbres que generan las próximas elecciones al Parlamento de Bruselas, “que probablemente cambiarán el equilibrio de fuerzas y los equilibrios de poder dentro de la Unión Europea”, llaman a trabajar de forma activa a favor “del progreso social, la inclusión, la democracia, la paz, el respeto de la igualdad entre hombres y mujeres y, en general, entre todas las personas”, así como impulsar “el desarrollo sostenible desde el punto de vista del medio ambiente y el crecimiento económico inclusivo”.

El texto reivindica también la lucha contra el patriarcado, al que identifica como “uno de los pilares en los que se basa la hegemonía del liberalismo”. “Estamos convencidos de que no habrá verdadera democracia mientras las mujeres no vivan libres, sin violencia y con los mismos derechos que los hombres”, subrayan las organizaciones que forman parte del Partido de la Izquierda Europea.

En tal sentido, el Foro Internacional reunido en Bilbao plantea “elaborar un protocolo para la igualdad de género que asuma la plena incorporación de las mujeres al mundo del trabajo y de los hombres a los trabajos de cuidados, y que tenga como objetivo superar las desigualdades y asegurar la igualdad de género en todas las esferas de la vida”.

Asimismo, el Partido de la Izquierda Europea advierte sobre el crecimiento de las formaciones xenófobas y excluyentes en el ámbito de la Unión Europea. “Las fuerzas reaccionarias y de extrema derecha deben ser combatidas incansablemente y sin concesiones, ya que el pluralismo y la democracia son pilares esenciales para los pueblos y las naciones europeas”, remarca.

También hay una apelación al “respeto a la soberanía popular” en el interior de la UE, ya que “una sociedad democrática es aquella que responde y protege las necesidades de sus ciudadanos teniendo la capacidad de escuchar y actuar para un beneficio colectivo”.

Por la paz, contra Trump

Las fuerzas de izquierda también mostraron su preocupación por “el relanzamiento del gasto militar y la carrera armamentística de acuerdo con los objetivos de la OTAN”, lo que representa “un grave riesgo para la paz”. “Los principios de la seguridad colectiva, tal como se definen en la Carta de las Naciones Unidas, están amenazados. Las políticas de Donald Trump también están presionando a toda Europa”, alertan. Por ello, proponen “organizar debates ciudadanos en toda Europa para promover la idea de una conferencia paneuropea para la paz y la seguridad colectiva”.

Este asunto aparece directamente ligado a la situación que atraviesan las personas refugiadas que llegan a este continente. Para el Partido de la Izquierda Europea, deben fomentarse “acuerdos vinculantes de una única norma sobre asilo y protección del derecho internacional mediante una política migratoria basada en la solidaridad y la responsabilidad, garantizando vías de rescate seguras en el Mediterráneo”. En tal sentido, señalan que “las políticas de hospitalidad no son solo una cuestión de compasión, son una parte fundamental de cualquier acción redistributiva”.

Por otra Europa

El acto de cierre celebrado en el auditorio del Palacio Euskalduna ha estado precedido por distintos plenarios y talleres en los que se abordaron distintos asuntos de actualidad. Migraciones, feminismo, el avance de la extrema derecha o la defensa de los derechos laborales y sociales han sido algunos de los asuntos tratados a lo largo de estas jornadas. “Debemos ofrecer una alternativa ante los programas de austeridad. No estamos en contra de Europa, pero sí proponemos una idea distinta” a nivel de la UE, afirmó a Público el presidente del Partido de la Izquierda Europea, Gregor Gysi, en un receso del encuentro.

Precisamente, la declaración final señala que “la desigualdad y la pobreza siguen aumentando en Europa, mientras que los bancos, el sector financiero y las multinacionales se enriquecen enormemente en un momento en que se necesita urgentemente el progreso social y económico”. Critica además que “el principal elemento que describe el funcionamiento de la Unión Europea es la debilidad de su democracia”. “La orientación neoliberal de sus tratados se impone sin el consentimiento de la ciudadanía, y a veces contra su voluntad”, subraya.

Más noticias en Política y Sociedad