Público
Público

Más de 60 colectivos aúnan sus luchas en la Puerta del Sol "en defensa de lo público"

Los 16 puntos leídos en la movilización recogen la mayoría de las exigencias a nivel social y laboral que mantienen diversos actores sociales en la actualidad. Esta concentración marca el inicio de un recorrido aún inexplorado por parte de las decenas de colectivos que forman esta especie de alianza.

Publicidad
Media: 4.30
Votos: 10

Muchos de los concentrados en la Puerta del Sol eran jubilados en defensa de las pensiones públicas. G. MARTÍNEZ

La concentración en Madrid en la que han participado más de seis decenas de colectivos tan solo tenía un mensaje: reivindicar “la defensa de lo público y los derechos sociales y laborales”. En una primera toma de contacto con la calle, en torno a 400 personas se han congregado en la Puerta del Sol atraídas por alguna de las 16 demandas que exigen en su programa, que engloba a la mayoría de los sectores perjudicados por medidas neoliberales, tal y como declaran desde la organización.

En un comunicado leído a lo largo de la concentración por parte de dieciséis mujeres, han reivindicado la protección de los servicios públicos, desde la sanidad y la educación hasta las pensiones, así como las condiciones laborales del personal interino de la administración. María Ángeles Poveda, una de los portavoces, ha afirmado que “el manifiesto está hecho de tal forma que todo el mundo se ve interpelado por algún punto”.

Pocos minutos después de las seis de la tarde ya había más de diez pancartas, sobre todo de pensionistas y Stop Desahucios, que ocupaban casi la mitad de la céntrica plaza. En un ambiente festivo y en el que dominaban las personas de avanzada edad, la artista Alicia Ramos ha puesto la nota musical a la concentración.

Los convocantes han querido “denunciar la vulneración de derechos y libertades que sufren millones de personas de todo el Estado, haciendo especial hincapié en el ataque por parte de las élites económicas y políticas a sectores públicos como las pensiones, la sanidad, la educación, la dependencia o el transporte”, tal y como recoge la nota de prensa de esta movilización. Así es como las más de seis decenas de colectivos que secundan el manifiesto introducen unas demandas que a lo largo de 16 puntos recogen las principales reivindicaciones.

La importancia de "aunar demandas"

Poveda pertenece a la Coordinadora de Pensionistas de la Comunidad de Madrid y ha estado desde el principio en la organización del acto, que ha resumido así: “La idea de aunar demandas tan dispares viene de ver que últimamente había muchas convocatorias, pero que había bajado el nivel de personas que participaban en ellas, por lo que empezamos a contactar con diferentes movimientos sociales para ver qué podíamos hacer”. Y, aunque al comienzo eran ellos los que llamaban a las diferentes organizaciones, al final han sido éstas las que, viendo la repercusión de esta convocatoria, han llamado a los organizadores para sumarse a la misma.

El manifiesto que han leído abarca un amplio espectro de demandas: pensiones; empleo; sanidad pública, universal y de calidad; educación inclusiva, pública, laica y de calidad; acabar con los desahucios; feminismo; libertades; eliminación del artículo 135 de la Constitución; ninguna persona es ilegal; defensa de los servicios públicos; transporte público; agua; emergencia climática; dependencia, diversidad funcional y derecho a la autonomía; ley de residencias, y cultura. Además, en cada exigencia desarrollan un pequeño listado en el que incluyen los procedimientos que se deberían llevar a cabo, entre los que se encuentran la derogación y creación de algunas medidas legislativas.

Conscientes de que las exigencias del manifiesto tienen especial incidencia en algunos colectivos sociales, así lo han querido explicitar desde la organización, mencionando a pensionistas, jóvenes, mujeres, dependientes, personas con diversidad funcional o migrantes.

En torno a las 18.30, la cantautora Alicia Ramos se ha subido al escenario para entonar tres canciones que han animado a los allí congregados. Especial recibimiento ha tenido su último tema dedicado a Christine Lagarde, en el que recuerda su famosa declaración cuando estaba al frente del FMI: “Hay que retrasar la edad de jubilación y abaratar las pensiones porque la gente está viviendo más de lo esperado”. La artista, arropada por los centenares de concentrados, ha contestado a la francesa cantando “si es por dinero y sin acritud, muérete tú”.

Después de la lectura de algunos puntos del manifiesto, José María Alfaya ha intentado cantar algunas canciones de su repertorio acompañado de una guitarra española, pero su voz no le ha permitido ni siquiera entonar una estrofa.

Partidos políticos y sindicatos entre los convocantes

Poveda ha explicado que se envió una invitación a todas las fuerzas políticas progresistas de la Asamblea de Madrid, y que únicamente el PSOE no contestó, estando IU Madrid y Podemos entre los convocantes de la concentración. “Ni CCOO ni UGT contestaron nuestra invitación, pero algunos de sus afiliados están dentro de la convocatoria debido a que su sección sindical sí que la secunda”, ha señalado en cuanto a representación sindical.

Cuestionada por el futuro, la activista y portavoz ha asegurado que “esta concentración es una primera toma de contacto con la calle, pero no va a quedarse aquí". "Más adelante convocaremos movilizaciones más concretas en las que desarrollaremos nuestras demandas al respecto”, ha agregado. De hecho, el propósito del nacimiento de esta especie de alianza que aúna más de 60 colectivos no es otro que defenderse de "los grandes poderes", ha declarado la portavoz. La concentración ha finalizado con la improvisada actuación de Adán, un rapero que milita en el colectivo juvenil Rebeldía, con unos versos contra la corrupción, el fascismo y el patriarcado.

Más noticias en Política y Sociedad