Público
Público

Desescalada Ritmos y criterios opuestos: así es la desescalada escolar en Europa

Italia no volverá a las clases hasta septiembre, en Francia ayer volvieron a retomarlas los más pequeños, en Alemania la reapertura será por territorios, en Portugal tendrán luz verde los institutos de bachillerato el próximo lunes y Reino Unido, por el momento, no baraja ninguna fecha de desescalada educativa.

11/05/2020 Un aula vacia de un colegio de Villanueva del Río Segura, Murcia. EFE/Marcial Guillén
Un aula vacia de un colegio de Villanueva del Río Segura, Murcia. EFE/Marcial Guillén

¿Cómo afectará el desconfinamiento en los centros educativos de los principales países de Europa? Italia no volverá a las clases hasta septiembre, en Francia ayer volvieron a retomarlas los más pequeños, en Alemania la reapertura será por territorios, en Portugal tendrán luz verde los institutos de bachillerato el próximo lunes y Reino Unido, por el momento, no baraja ninguna fecha de desescalada educativa. Así pues, lo más llamativo de lo que está pasando entre los distintos países Europa es que no actúan todos por igual, ni mucho menos.

Cada uno a su manera: hay países que ya están abriendo las aulas, hay quienes lo harán en septiembre y hay quienes ni siquiera tienen fecha. Los primeros y más duramente golpeados por la pandemia en el continente, Italia y España, están actuando de forma parecida, poniendo la mirada en septiembre para la reapertura de los colegios y apostando por la educación telemática como alternativa inmediata en aras de frenar el coronavirus. Todo ello, esperando la mejora de las estadísticas epidemiológicas para así controlar por completo la curva de contagios.

Francia, Portugal y Alemania pondrán fin al cierre educativo gradualmente, bien con criterios territoriales o de edad; aun siendo muy distintas las cifras de fallecidos entre sendas naciones. El Reino Unido está pagando con la incertidumbre de calendario su tardanza en la actuación para frenar a la covid-19, siendo hoy el segundo país del mundo más castigado por la pandemia, después de Estados Unidos.

Italia

El país transalpino, gobernado por el primer ministro Giuseppe Conte, fue el primero de Europa en decretar el cierre de todos los centros de enseñanza a partir del 5 de marzo. Tal como ha dado a conocer el propio Ejecutivo, los colegios no volverán a abrir hasta septiembre. La cuestión es cómo hacerlo y, desde el punto de vista técnico y logístico, está todavía todo en el aire, aunque según el premier Conte la prioridad es que "la vuelta a las clases se haga en total seguridad". Actualmente las clases se están desarrollando en versión telemática, pero la prensa del país ya ha señalado los problemas de brecha digital derivados de las diferentes situaciones económicas de las familias transalpinas. Una de las medidas más sonadas en las últimas semanas es la decisión de asignar el aprobado general para el actual curso, con posibilidad de recuperaciones a principios del próximo año escolar.

Francia

El Ejecutivo del presidente francés, Emmanuel Macron, cerró todos los centros educativos el 16 de marzo, casi una semana después que en Italia. Según ha establecido el propio Gobierno galo, los centros de preescolar y primaria han vuelto a abrir ayer lunes, pero sobre la base de una asistencia voluntaria. Lo mismo ocurrirá el próximo lunes 18 de mayo con los estudiantes de ESO franceses, mientras que para los institutos de bachillerato el Elíseo todavía tendrá que tomar cartas en el asunto. En cualquier caso, los alumnos que asistan físicamente las clases tendrán que respetar la capacidad máxima de 12-15 estudiantes por aula, los demás podrán seguir la didáctica de forma telemática. El profesorado en general y los estudiantes más mayores estarán obligados a llevar mascarillas.

Alemania

El cierre de los colegios en Alemania no ha sido una decisión de la canciller Angela Merkel, sino de los territorios autónomos del país germano. Igualmente, con el comienzo de la crisis sanitaria causada por el coronavirus, todos los estados federados alemanes decretaron el cierre de las escuelas el pasado 16 de marzo. Sin embargo, la reapertura será diferencial, por territorios, en base a los niveles de contagio. Aunque la canciller germana Angela Merkel dio luz verde para la vuelta a los colegios el pasado 4 de mayo, lo cierto es que cada territorio está ejecutando la desescalada educativa según sus circunstancias; como por ejemplo Berlín, que ha vuelto a abrir sus colegios hace ya dos semanas.

Reino Unido

El Reino Unido decretó el cierre de los centros educativos el pasado 22 de marzo, por el momento, sin fecha prevista de reapertura. El país gobernado por Boris Johnson fue uno de los territorios europeos que más tardaron en reaccionar a la pandemia por coronavirus no obstante la rápida evolución de la misma en países como Italia, España y Francia, a caballo entre febrero y marzo. Según algunas indiscreciones periodísticas publicadas en Reino Unido, el gabinete de Boris Johnson estaría meditando una desescalada a primeros de junio, lo cual también podría afectar a las escuelas. Mientras tanto, los edificios educativos, por el momento, están al servicio del personal implicado en el contraste al coronavirus, como médicos o policías.

Portugal

El país lusitano ha sido uno de los territorios europeos más virtuosos en la contención del coronavirus. Todo ello, gracias a unas medidas sanitarias aplicadas rápidamente –incluso cuando todavía la epidemia no estaba azotando fuertemente en el país–; y al compromiso de colaboración entre el Gobierno y la oposición por el bien de la nación. Tras el cierre de todos los colegios el pasado 16 de marzo, el mundo educativo volverá a estar activo en Portugal el 18 de mayo, fecha en la que reabrirán los institutos de bachillerato, pero no las escuelas infantiles e intermedias, que por el momento seguirán con la didáctica en línea hasta el final de curso.

Más noticias de Política y Sociedad