Público
Público

Un joven que portaba una pulsera con el arco iris denuncia una agresión homófoba

Tal y como la propia víctima relata en su muro de Twitter, unos jóvenes le abofetearon a él y al amigo con el que iba cuando vieron que su muñeca lucía la bandera LGTBI.

Publicidad
Media: 5
Votos: 4

Pulsera que portaba la víctima y que vieron los presuntos agresores antes de propinarle las bofetadas | JuMi_10

Un joven ha denunciado haber sufrido una agresión homófoba en Peñíscola (Castellón) por portar una pulsera con los colores del arcoíris del movimiento LGTBi, según ha relatado en su cuenta de Twitter.

El colectivo QueerFest recoge en su muro de Facebook la versión de la víctima que narró en una serie de tuits que se encontraba este pasado miércoles, 15 de agosto, junto a un amigo heterosexual caminando por el paseo marítimo de Peñíscola, cuando pasaron en medio de un grupo de jóvenes.

El afectado relata que hacía mucho viento y se peinó en ese momento con la mano, por lo que dejó ver la pulsera. Esto provocó que el grupo se echara a reír y a comentar en un idioma extranjero. "Justo cuando pasamos entre ellos, me dieron una bofetada a mi amigo y a mí en la pierna", cuenta el agredido, que recuerda que se quedó "en shock" y le entró "mucho miedo".

Seguidamente, su amigo le avisó de que uno de los jóvenes se acercaba a ellos, por lo que aumentaron el paso hasta llegar a una zona más concurrida y dirigirse a la Playa Norte de Peñíscola. "Ya a salvo, me doy cuenta de que estoy temblando y de que inconscientemente me había quitado y guardado la pulsera", destaca la víctima.

Si bien "no ha pasado nada grave, por suerte", el joven lamenta que "podría haber pasado" si él y su amigo no se hubieran marchado inmediatamente del lugar donde estaba el presunto agresor, y recalca que ambos solo pretendían "ver las estrellas tranquilamente".

El problema no es solo suyo

"Con violencia no se soluciona nada. El problema no es completamente suyo, gran parte es de la ignorancia, el odio, la 'LGTBifobia y la violencia que la sociedad les ha inculcado", reivindica el afectado, para enfatizar que "haberles devuelto la agresión no habría solucionado ningún problema: seguirían siendo homófobos".

Desde el colectivo QueerFest muestran su solidaridad con cualquier persona agredida y rechazan "enérgicamente" cualquier ataque 'LGTBifóbico' o violento. Ante cualquier incidente o agresión, recuerdan a la ciudadanía que puede llamar al 091 de la Policía Nacional, al 092 de la Local, al 062 de la Guardia Civil o al 112 de Emergencias, además de ponerse en contacto con cualquier plataforma del Observatorio Valenciano contra la 'LGTBifobia'.