Público
Público
LIBERTAD DE EXPRESIÓN

La Plataforma en Defensa de la Libertad de Información traslada la OSCE el caso de Pablo Hasél 

La PDLI solicita a la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa que valore el caso y realice un pronunciamiento de la condena.

Una pancarta contra el encarcelamiento de Pablo Hasel durante una manifestación en Guadalajara (España),
Una pancarta contra el encarcelamiento de Pablo Hasel durante una manifestación en Guadalajara (España),. Rafael Martín / Europa Press

La Plataforma en Defensa de la Libertad de Información (PDLI) ha dirigido este viernes un escrito a la representante de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) sobre libertad de expresión, Teresa Ribiero, informando de la inminente entrada en prisión del rapero Pau Rivadulla, conocido como Pablo Hasél, y solicitando que valore el caso y realice un pronunciamiento de la condena. 

En el documento remitido por la PDLI se recogen las sentencias contra el rapero que será encarcelado por el contenido de las letras de sus canciones y de algunos de sus mensajes en Twitter. 

"Sin entrar a valorar la decisión judicial sobre la suspensión de la pena que impidiera su entrada en prisión y que sí consideramos ajustadas a Derecho y a la interpretación jurisprudencial más aceptada, estas condenas constituyen una clara vulneración de los Derechos Fundamentales y son contrarias a los principios internacionales obre libertad de expresión a los que España está sujeta", se dice en el escrito, firmado por la presidenta de la PDLI, Virginia Pérez Alonso.

Asimismo, recuerda que, en España, organizaciones de defensa de los Derechos Humanos, juristas y miembros de la cultura están expresando su rechazo y alarma hacia esta situación. "Dada la gravedad de los hechos que le trasladamos, le pedimos un pronunciamiento por su parte", se dice en el escrito, firmado por la presidenta de la PDLI, Virginia Pérez Alonso. 

El rapero ha explicado que no acudirá voluntariamente a prisión este viernes, cuando acaba el plazo máximo fijado por la Audiencia Nacional: "Tendrán que venir a secuestrarme". 

Según él, tiene de plazo para ingresar en prisión hasta las 20 horas de este viernes, y en un tuit : "Sería una humillación indigna acudir por mi propio pie ante una sentencia tan injusta".

"Aún falta solidaridad para frenar este grave ataque a nuestras libertades", ha zanjado ante su orden de ingreso en prisión tras ser condenado por enaltecimiento del terrorismo e injurias a la Monarquía.

Más noticias de Política y Sociedad