Éxodo ruso

  • Agencia Atlas - 24/09/2022 15:40
Un día más, colas interminables en la frontera con Georgia, uno de los países en los que los rusos quieren refugiarse de la locura bélica a la que los empuja Vladimir Putin. Mongolia, Kazajistán y Finlandia son otros caminos de huida. Por tierra y también por aire hacia los pocos territorios que aceptan a los rusos. Con tanta demanda, los precios se han disparado. Ruslan ha pagado 1.600 dólares por un billete de ida a Armenia. La tarifa habitual son 250. La oposición en el exilio ya se ha organizado para ayudarlos. "Hemos tenido miles de peticiones de asistencia legal, pero mucha gente ni siquiera tiene fecha de salida", explica Eva Rapoport, del proyecto El Arca, quien asegura que el reclutamiento es totalmente aleatorio, sin tener en cuenta condiciones de salud. Para evitarlo, muchos han empezado a esconderse. Y los que acuden a filas tratan de anestesiar el miedo provistos de alcohol. Algunos como este hombre hasta se autolesionan al llegar a los centros de reclutamiento.  Sin embargo, hay quien celebra con brindis su marcha para lo que consideran un servicio a la patria.