Sánchez: "Con la ultraderecha no se puede ir ni a la vuelta de la esquina"

  • Agencia Atlas - 27/02/2019 12:00
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha despedido este miércoles la legislatura del Congreso expresando su deseo de que el nuevo Parlamento que surja de las elecciones generales del 28 de abril se parezca más "a la España real", donde "no hay una única forma de sentirse español" y trabaje para "unir a los españoles y nunca más enfrentarles". El presidente ha hecho un repaso de su legislatura en tres temas, el Brexit, la situación patrimonial de sus ministros y Venezuela. Respecto al primero de ellos, aprovechó para lanzar el mensaje de más carga política y en clave interna refiriéndose al "euroescepticismo y el inicio del Brexit. "Con la ultraderecha no se puede ir ni a la vuelta de la esquina", ha dicho Sánchez porque "puede introducirse como un auténtico caballo de Troya en el corazón de la democracia para dinamitar en meses consensos". Así, ha dicho el presidente del Gobierno, en palabras de Winston Churchill, "no se puede razonar con un tigre". "Aquí y en el Reino Unido ese tigre se llama ultraderecha y con la ultraderecha no se puede ir ni a la vuelta de la esquina", ha advertido. Respecto a la situación en Veneuela, Sánchez ha expresado "rotundamente" el rechazo de su Gobierno a "cualquier solución no pacífica y a cualquier intervención militar exterior en Venezuela". El presidente ha adelantado que el Gabinete está estudiando cómo ofrecer un estatus migratorio alternativo a los venezolanos que han solicitado una protección internacional en España y que no cumplen con los requisitos para convertirse en refugiados. Son más de 20.000 los ciudadanos procedentes del país bolivariano que se han dirigido a España para demandar protección. Sánchez ha reiterado la postura de seguir trabajando para lograr la celebración de unas elecciones democráticas en el país sudamericano. Por último, el presidente defendió que todos los miembros de su Gabinete "cumplen con el criterio de ejemplaridad" que se impuso como "listón innegociable" y que todos cumplen "con sus obligaciones fiscales". Los responsables ministeriales que han utilizado sociedades patrimoniales para gestionar sus bienes son "legales" y por eso en todos ellos mantiene "plena confianza". Así, el estándar ético que mantiene su Gobierno es "mucho mayor" que el de Rajoy, un Ejecutivo "anegado por la corrupción" y sumido "en la parálisis". -Redacción-