La tensión vuelve a las calles de Hong Kong por la nueva ley china que amenaza su autonomía

  • Agencia Atlas
La tensión vuelve a las calles de Hong Kong, donde los antidisturbios se emplean a fondo para reprimir las concentraciones. Gases lacrimógenos, gas pimienta y cañones de agua para dispersar a la multitud. Imágenes que no se veían desde hace meses debido al aislamiento por el coronavirus. La pandemia evoluciona favorablemente y el movimiento prodemocracia de Hong Kong multiplica sus fuerzas para denunciar el que aseguran es un nuevo golpe de fuerza de Pekín. Aseguran que el partido comunista chino está oprimiendo al pueblo. Un joven denuncia que están coartando sus libertades, dice que deberían ser los hongkoneses quienes pongan las reglas en Hong Kong. El Gobierno chino aprobaba el viernes una ley para prevenir detener y sancionar cualquier acto considerado como traición o sedición que ponga en peligro la seguridad nacional de Hong Kong. Una ley que amenaza seriamente la autonomía de esta región administrativa sometida a Pekín. -Redacción-