Dos estadounidenses, galardonados por surfear sendas olas gigantes

  • Agencia Atlas
Más de quince metros. Es la altura de esta monstruosa ola que logró surfear el estadounidense Eli Olson en las playas de Maui, en Hawái. Logró la hazaña en diciembre de 2019, y ahora ha sido reconocida como la mayor del año. Era grande y aterradora. Una locura de ola, recuerda el surfista. Esta otra exhibición le ha valido a su compatriota Paige Alms el premio en categoría femenina. El mismo día y en las mismas aguas, ella se enfrentó a una ola de casi once metros. "Demasiada agua moviéndose de forma poderosa", nos dice. Para optar al galardón, los surfistas deben llegar hasta la ola nadando y no, como ocurre en otras modalidades, remolcados por una moto de agua. -Redacción-    

Vídeos de Sociedad