Esclarecido el crimen de un vecino de Cardenete en Cuenca cuyo asesino provocó un incendio forestal

  • Agencia Atlas
Tras estas llamas que arrasaron 2.800 hectáreas hace un año se escondía un crimen. Fue provocado para ocultar el cadáver de un empresario agrícola de origen ecuatoriano. Su cuerpo estaba enterrado bajo estas piedras en pleno monte. Su mujer había denunciado su desaparición y como sospechosos los temporeros que tenía a su cargo recogiendo romero. Ante las investigaciones tres huyen y la Guardia Civil localiza y detiene a dos de ellos como presuntos colaboradores. Los agentes hallan este coche, no hay dudas, hay sangre en el maletero, lo utilizaron para trasladar el cadáver y ocultarlo. El fuego, el mayor del pasado verano en Cuenca  lo provocaron para despistar pero tras un año de investigación el crimen se da por resulto, aunque el autor material, un hombre con pasaporte de Mali, está en busca y captura. -Redacción-