Público
Público

RIM afirma "no tener evidencias de que se trata de un ataque"

La compañía asegura estar volcada en solucionar el problema. Movistar compensará a los usuarios que se han visto afectados sin tener que reclamar

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

RIM, fabricante de los móviles BlackBerry y administrador de los servidores que dan servicio a sus herramientas de correo electrónico y mensajería a través de la red de datos, ha vuelto a dejar sin servicio por tercer día consecutivo a sus más de dos millones de usuarios españoles. Lo que el lunes estaba centrado en Europa, Oriente Medio y África se extendió el martes a India, Brasil, Chile y Argentina. A ellos se sumaron ayer EEUU, México y Canadá. RIM tiene más de 70 millones de clientes en todo el mundo. 

RIM ha celebrado hoy una rueda de prensa telefónica para explicar los pormenores del fallo generalizado que se ha producido en su red de servicios de mensajería y correo electrónico. 'No tenemos ninguna evidencia de que se trate de un ataque de hackers', enfatizó David Yach, jefe de tecnología de RIM, un rumor que había tomado fuerza en los últimos días.

Algunos de los usuarios españoles recibieron ayer correos de forma intermitente, aunque los servicios de datos no llegaron a funcionar completamente. La compañía explicó ayer que no todos los clientes de la compañía están sufriendo los mismos síntomas. El director general de RIM España, Eduardo Fernández, precisó ayer a través de su cuenta de Twitter que el tráfico se descongestionaba poco a poco y que los mensajes se enviaban a los clientes en cuanto era posible, sin que se produjera ninguna pérdida.

Los servidores de BlackBerry trabajan en espejo: para evitar que haya congestión, una vez que se empieza a cargar de datos un servidor, la información se traslada a otro. Un conmutador es el que permite ese balanceo entre máquinas y ha sido un fallo en este, según los técnicos de la compañía, el que ha provocado el colapso. En la explicación técnica de Yach, este precisó que la red de RIM funciona con sistema de redundancia y está preparado para que, cuando falla un conmutador, se pase a otro automáticamente.

“En este caso, el sistema no funcionó como estaba previsto. Como consecuencia de este fallo, miles de mensajes se quedaron a la espera de ser enviados, lo que provocó la saturación de las redes”, aclaró Yach. “Este es el motivo por el que el problema ha seguido creciendo y expandiéndose a otros países”, añadió, como motivo del contagio a EEUU, México y Canadá.

Este es una de las razones, según RIM, por el que unos clientes sufren un tipo de problemas, mientras otros apenas se han visto afectado. 'Estamos intentando arreglar el problema en Europa, lo que ayudará a que se solucione también en otros continentes', afirmó Yach.

La compañía canadiense asegura estar totalmente volcada en solucionar el fallo que ha dejado durante tres días a millones de clientes sin servicio de correo, mensajería y navegación. 'Todos los equipos están trabajando para que se solucione pronto. Es nuestra prioridad', apuntó Yach. 'Además, tenemos equipos de investigación buscando el origen del fallo'.

RIM eludió facilitar una duración estimada de la avería. “Confiamos en que hemos identificado el problema original en el conmutador y que conseguiremos estabilizar el servicio pronto”, afirmó Yach.

Las operadoras trasladaron desde el primer momento la responsabilidad de la caída a RIM, pero, según las organizaciones de consumidores, son ellas las que deben responder con el reembolso proporcional entre la tarifa contratada y los días sin servicio. Movistar ha afirmado que compensará en la próxima factura la parte proporcional a las horas perdidas de servicio sin necesidad de reclamar. Se desconoce si RIM llegará a un acuerdo con las operadoras para ofrecer indemnizaciones adicionales a los clientes.