Público
Público

El Barça, líder insaciable

El equipo de Guardiola lidera casi todas las clasificaciones con un tercio del campeonato cumplido. La solvencia azulgrana contrasta con el pobre rendimiento defensivo del Madrid 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Barcelona es, con un tercio de la Liga disputado, líder sólido en la clasificación. Su situación de poder se ve fuertemente reafirmada con los datos. Lo primero que llama la atención son sus 40 goles, promedia más de tres por encuentro. Si no baja el ritmo finalizaría con 116 goles, muy por encima de los 107 que marcó el Madrid de Toshack que, por el momento, tiene el récord histórico.

El Barça es, además, un equipo fuerte en defensa. Por el momento Valdés sólo ha encajado nueve goles y es el único equipo que no ha llegado a la decena en este apartado. Sus números en este sentido son similares a los de 2004, que había encajado ocho goles a estas alturas de temporada. Eso sí, llevaba sólo 24 goles a favor. Aquel Barça ganó la Liga con suficiencia.

En los goles recibidos lleva el Madrid su penitencia. El otrora infalibe Casillas ha encajado 20 tantos desde el comienzo de Liga. El año pasado sólo había recibido 13 y terminó consiguiendo el premio Zamora, hoy ese galardón está muy lejano. El cancerbero madridista, además, está teniendo actuaciones poco efectivas en comparación con lo habitual en él. Su equipo es el quinto más goleado y sólo el séptimo que más remates recibe, algo discordante con sus temporadas anteriores en las que, a pesar de ser uno de los porteros que más remates recibía, siempre se encontraba entre los menos goleados de la competición.

Guardiola ha propuesto desde el inicio de campaña un juego cimentado desde el toque. Para llevarlo a cabo con eficacia Xavi e Iniesta se han convertido en la piedra angular del proyecto. El equipo lleva más de 6.000 pases buenos dados durante la temporada y casi 900 de ellos son obra del capitán. Ningún equipo resiste la comparación en este aspecto, el Real Madrid está a más 800 entregas correctas de los azulgrana y el Valencia, tercero en esa categoría, no llega a los 5.000. El Barça hace en todos los partidos al menos 10 jugadas con más de doce toques, algo inalcanzable para cualquiera del resto de equipos de la Liga BBVA.

Lo más importante para que funcione el juego combinativo es que se termine rematando con acierto y en eso el Barcelona también ha demostrado maestría. Lleva 270 remates realizados, a más de 20 por partido, mientras que su inmediato perseguidor, el Madrid, se encuentra con 239, algo más de 18.

Messi y Etoo son los encargados de llevar hasta la portería el juego del Barça y los dos se han mostrado poderosos ante la portería rival. El camerunés ha marcado 14 goles, uno cada 70 minutos. Curiosamente 11 de ellos llegaron jugando como local. Messi, por su parte, ha marcado nueve, casi uno por partido jugado. El máximo goleador en una temporada, Hugo Sánchez, llevaba los mismos goles que Etoo a estas alturas de año cuando estableció su récord de 38 goles.

Messi no sólo marca goles, también es el mejor regateador de la Liga. En lo que va de temporada se ha ido de sus marcadores en 89 ocasiones un dato que le coloca muy por encima de sus inmediatos perseguidores: Joaquín, que lleva 78 y Agüero que ha rebasado 58 veces a sus defensores.