Público
Público

Mourinho: "La sanción es una medalla"

El técnico del Real Madrid cree que se le exige más que al resto y niega haber puesto la cruz a algún jugador tras el 5-0 del Camp Nou

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

José Mourinho tenía mucho de decir después de la 'semana horriblis' del Real Madrid con la goleada en el Camp Nou, las sanciones de la UEFA y las lesiones. Y como no podía ser de otra forma, no se ha mordido la lengua.

Asegura que no va a tomar represalias contra ningún jugador como consecuencia de la debacle ante el Barcelona y cree que el Valencia es el mejor equipo al que podría enfrentarse este sábado. Con respecto a la sanción impuesta por la UEFA de dos partidos, uno en suspenso, y una multa de 40.000 euros dice que las sanciones que le imponen son 'medallas', ya que considera que existe un reglamento sólo para él y otro para el resto de entrenadores, al tiempo que no le preocupa que le tengan 'envidia'.

'Mi abuela ha muerto hace muchos años, pero recuerdo cosas que me decía cuando era niño: Si te tienen envidia, tienes que estar muy feliz, no te preocupes. Y conmigo pasa mucho esto, es normal, y me alegro, del mismo modo de que me alegro de que exista un reglamento para José Mourinho y otro para los demás', consideró el luso en rueda de prensa.

Por eso, acepta con 'resignación' que lo que otros pueden hacer, él no, dejando caer las actitudes que han protagonizado otros entrenadores con impunidad: 'Es una sanción histórica, con los tres años a prueba. Es una medalla, no es una sanción'.

'Yo no puedo salir del área técnica, los otros sí; yo no puedo coger el balón que un adversario quiere, los otros sí; yo no puedo hablar con el cuarto árbitro, los otros, sí. Son medallas y no pasa nada...', destacó.

De todas formas, tiene claro que por su cabeza no pasa modificar su forma de ser. 'Yo soy yo, para lo bueno y para lo malo. No puedes cambiar, tienes tu identidad y tienes que seguir fiel a tu identidad, pienso yo', sentencia.

 Con respecto a los posibles damnificados por la 'manita' que sufrió el Real Madrid en el Camp Nou, el técnico luso ha asegurado que no ha puesto 'ninguna cruz' a nadie.

Mourinho quiso zanjar definitivamente todo lo ocurrido en el 5-0 encajado en el clásico realizando 'un análisis pragmático, honesto y sintético'. 'Un equipo jugó muy bien y ganó. Otro lo hizo muy mal y perdió. Uno mereció ganar y otro perder, pero no he puesto ninguna cruz, obviamente', manifestó.

'De mi situación personal contra el Barcelona, si les he metido tres o cuatro por qué razón no me pueden meter cinco. Si hasta hoy ellos han tenido las orejas bajas en Champions por qué razón no tengo que aguantar yo los cinco. El fútbol es así. Si quieres estar 20 años no puedes pensar que siempre es favorable', añadió.

El principal argumento que ha utilizado para levantar el ánimo de sus futbolistas es que la dolorosa derrota ante el Barça no es trascendental. 'Del mismo modo que hay que olvidar las victorias cuando un partido termina, hay que hacerlo con la derrota. Si ganas 5-0 y piensas que te va a ayudar a ganar el próximo partido estás en dificultad. Al revés también, si piensas que la derrota tiene influencia al siguiente partido es mejor no jugar', afirmó.

'Hay derrotas que son definitivas y que te pueden dejar pensando mucho tiempo. Puede parecer contradictorio pero ante un Segunda B como el Murcia fue cuando dije que era el único partido de la temporada donde podíamos perder una competición. Puede parecer una afirmación estúpida pero es la verdad', concluyó.

Con respecto al parte médico y a la convocatoria para el partido de este sábado a las 22 horas, Mourinho recupera a tiempo a Cristiano Ronaldo, que arrastraba tras sufrir un fuerte golpe en el Camp Nou y entra en una convocatoria en la que son novedades el regreso de Ezequiel Garay y la citación del canterano Álvaro Morata.

El tecnico no puede contar por lesión con Fernando Gago, Kaká, Sergio Canales y Gonzalo Higuaín, y sufre las bajas por sanción de los defensas Sergio Ramos y Ricardo Carvalho.

La lista de convocados la forman: Iker Casillas, Dudek, Adán, Arbeloa, Pepe, Albiol, Garay, Mateos, Marcelo, Mahamadou Diarra, Khedira, Lass, Xabi Alonso, Granero, Pedro León, Özil, Di María, Cristiano Ronaldo, Benzema y Morata.