Público
Público

El Gobierno rebaja el IVA de la vivienda nueva a la mitad

Aprueba las nuevas medidas para ahorrar 5.000 millones, recortar el déficit y reactivar la economía

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'España es un país serio. Hacemos lo que decimos', ha subrayado el portavoz del Gobierno, José Blanco, en su comparecencia ante los medios tras el primer Consejo de Ministros extraordinario en el que se aprobaron tres nuevas medidas para reducir el déficit y estimular el crecimiento económico.

Las dos actuaciones anunciadas con antelación dirigidas a anticipar la recaudación del Impuesto de Sociedades de las grandes empresas y a reducir el gasto farmacéutico se traducirán en un ahorro de alrededor de 5.000 millones de euros, según Blanco. La tercera, presentada sin anuncio previo, pretende 'reactivar el sector de la construcción' mediante la rebaja impositiva para la compra de viviendas nuevas.

Hasta el 31 de diciembre los ciudadanos que compren una casa de nueva construcción pagarán un 4% de IVA y no el 8% actual. Esta medida, resaltó el Portavoz, contribuirá a 'dar salida al stock de viviendas nuevas'. No obstante, explicó la vicepresidenta y ministra de Economía, Elena Salgado, esta acción 'temporal y excepcional' no implica dejar de 'favorecer el mercado de alquiler'.

La vicepresidenta se mostró segura de que se cumplirán los objetivos de déficit planteados para 2011. La Administración General del Estado lo va a hacer, 'porque los ingresos siguen por encima de lo presupuestado y esperamos que siga siendo así hasta finales de año'. Pero conviene 'tener un margen adicional', añadió la vicepresidenta, apuntando a las dudas que existen sobre el posible cumplimiento de algunas comunidades. Por ejemplo, Catalunya que ve como inalcanzable el objetivo. Y como 'el déficit de todas las administraciones públicas se consolida', las medidas anunciadas ayer suponen un colchón adicional de confianza.

El real decreto que contiene estas tres actuaciones se debatirá el próximo martes en el Congreso en un pleno extraordinario a petición del presidente. Y si estas son las actuaciones del Ejecutivo para combatir la crisis en el ámbito interno, el ministro portavoz también ha anunciado otras de inversión a sólo cuatro meses de las elecciones. Así, ha detallado que el Gobierno ha acordado nuevas inversiones para el AVE Madrid-Galici) por importe de casi 200 millones.

Y ha resaltado tres acuerdos para 'dinamizar' zonas afectadas por catástrofes, mediante la construcción o reparación de infraestructuras turísticas. En concreto, el Gobierno invertirá cuatro millones de euros para reparar el parador de Lorca y aportara casi 30 millones para construir uno en Molina de Aragón que sufrió los efectos del incendio de Guadalajara en 2010 y 25,7 millones para levantar otro en Muxía (A Coruña), una promesa que José María Aznar dejó pendiente en la zona más afectada por la marea negra del Prestige en 2002.

Mariano Rajoy ha reunido a la cúpula de su formación en Madrid para juzgar las decisiones  del Gobierno y para ultimar el calendario del nuevo curso político. Fue su número dos, María Dolores de Cospedal, la encargada de trasladar el mensaje oficial. 'La situación económica no es mejor que la que teníamos cuando el presidente anunció el adelanto electoral. Propone medidas que tienen un afán de hacer caja, pero no van destinadas a la creación de empleo', ha sostenido.

La secretaria general del PP ha considerado que el Gobierno 'está perdiendo un tiempo valioso' en lugar de anunciar un proyecto de 'reformas globales para afrontar esta situación hasta el momento de las elecciones'. A ojos de su partido, el Ejecutivo sólo ofrece 'parches'.

Frente a este panorama, Cospedal ha dibujado a su formación como 'la alternativa a un Gobierno sin rumbo, sin liderazgo, y a un PSOE que no sabe dónde está ni qué proponer'. También ha recordado, sin apenas precisar, que el PP 'ha presentado decenas de conjuntos de medidas en el Congreso de los Diputados que han sido siempre rechazadas por el PSOE'.

En el PP han considerado precipitado avanzar cuál será la postura del partido en el pleno en el que se votará la convalidación del decreto del Gobierno. No obstante, Cospedal ha precisado que los conservadores llevan ya mucho tiempo un plan de ahorro farmacéutico. Y que gran parte de la deuda sanitaria tiene mucho que ver con 'la modificación' que hizo en la Ley de Cohesión y Calidad del Sistema de Salud Salgado cuando ocupaba la cartera de Sanidad y Consumo.

Respecto a la bajada del IVA en la compra de vivienda nueva, el PP es más partidario de recuperar la desgravación fiscal por compra de vivienda habitual. Así lo propondrán en su programa para el 20-N. Hace unos días el portavoz económico del PP, Cristóbal Montoro, alertó de que en la actual coyuntura iba a ser imposible crear empleo en 2012. Hoy, la secretaria general del partido no ha querido distanciarse de esta tesis.