Publicado: 20.02.2014 11:33 |Actualizado: 20.02.2014 11:33

La Hacienda catalana tendrá 152 oficinas y 1.399 empleados

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El primer paso de una futura Hacienda catalana se ha presentado este jueves con una red de 53 oficinas de la Generalitat y las cuatro diputaciones catalanas que irán incrementándose hasta 152, con 1.399 empleados.

En un acto en la Generalitat, el director de la Agencia Tributaria de Catalunya (ATC), Lluís Franco, ha señalado que esta colaboración entre las administraciones de Catalunya es la expresión de su "firme voluntad" de sumar esfuerzos, ser mas eficientes y desarrollar la gestión tributaria con más proximidad al ciudadano, facilitando el ejercicio de sus derechos y cumplimiento de sus deberes en esta materia, y la prevención y lucha contra el fraude fiscal. También se ha presentado la nueva web Tributs.cat, que recoge información sobre todo tipo de tributos, incluso los estatales, e incluye enlaces a las oficinas virtuales de la Agencia Tributaria de Catalunya (ATC) y de los organismos tributarios de las cuatro diputaciones, desde las que se pueden efectuar trámites telemáticos.

La red inicial de oficinas nace con cuatro locales de la ATC, 21 del organismo de gestión tributaria de la Diputación de Barcelona, 10 de la Diputación de Tarragona, 10 de la Diputación de Lleida y 8 de la Diputación de Girona. Funcionando como una ventanilla única catalana, las oficinas de la denominada red Tributs de Catalunya gestionarán en todos los casos los tributos locales que hasta ahora estaban en manos de las diputaciones locales, así como los tributos propios y los cedidos por el Estado.

Además de informar, recogerán todo tipo de documentación de los ciudadanos relacionada con los tributos que gestiona la ATC y los impuestos locales, emitirán duplicados de cartas de pago de deudas gestionadas por la ATC y emitirán certificados de estar al corriente de las obligaciones tributarias, entre otras labores; el portal Tributs.cat permite al ciudadano buscar cuál es su oficina más cercana.

En el acto, el presidente de la Generalitat, Artur Mas, ha afirmado que el primer paso de una Hacienda propia catalana "no es un pulso contra el Estado, es una apuesta por una Catalunya mejor", igual que la reunión de este miércoles del Pacto Nacional por el Derecho a Decidir, y que se produce en un contexto en el que el Estado aplica a Catalunya control y asfixia financiera. El jefe del Ejecutivo autonómico ha definido la Hacienda propia como uno de los grandes proyectos de país: "Estamos justo en mitad del camino, todavía nos quedan unas cuantas metas por delante, porque pretendemos crear la Hacienda propia de Catalunya completa, integral, para todos los tributos, moderna y puesta al día".

"Estamos en plena pulsión centralista, con leyes que erosionan gravemente nuestro autogobierno, y un control exhaustivo de nuestras finanzas, con dependencia del Estado. Esta combinación es letal desde el punto de vista del ejercicio de nuestro autogobierno, nos lo debemos sacar de encima porque no nos conviene", ha defendido, y por ello ha abogado por desarrollar instrumentos propios.