Público
Público

"La meta es convertir el paro de Andalucía en un problema de Estado"

Entrevista a Fernando Álvarez Ossorio, profesor de Derecho Constitucional en la Universidad de Sevilla y candidato del Partido Andalucista por Sevilla

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Fernando Álvarez Ossorio, profesor de Derecho Constitucional en la Universidad de Sevilla, se ha echado a los hombros la responsabilidad de sacar al andalucismo del cajón. Con menos alcaldes que nunca y sin representación en Sevilla, una ciudad que llegó a gobernar, ni tampoco en la Cámara andaluza, Álvarez Ossorio aporta nuevas fuerzas a un proyecto renovado, que acude al 20-N sin la 'ambigüedad' de otras ocasiones. 'Somos nacionalistas y de izquierdas', resume el cabeza de lista del PA por Sevilla.

¿Cómo se lleva el PA con el Estatuto andaluz que no apoyó?

'Aznar es el antisistema y el 15-M es sistema. A estos sólo les pido que pongan banderas andaluzas'

¿Nos gusta? Sí. ¿Estamos cómodos con él? Sí. No estamos cómodos con el sistema autonómico actual. Es imprescindible la reforma del Senado, una cámara inútil, un residuo del antiguo régimen. Debemos convertirlo en una cámara federal y esta es la oportunidad histórica. Peleamos contra dos enemigos: por un lado, el PP y el PSOE que no quieren perder un lugar donde situar a sus viejas glorias, y, por otro, el nacionalismo burgués catalán y vasco, al que no les interesa sentarse en igualdad con otras comunidades.

Dígame tres cosas que propondrá si llega al Congreso.

Nuestra primera medida es la PEPA, un plan de empleo prioritario para Andalucía. Tenemos que convertir el desempleo en Andalucía en un problema de Estado. Decimos a Duran y a los nacionalistas vascos que, mientras en Andalucía tengamos esta tasa de paro, se olviden de pacto fiscal y de autodeterminación. Si no tenemos voz propia en Madrid se hablará de pacto fiscal. El problema real es la bestialidad y la crudeza del desempleo. El hecho diferencial del andalucismo es la injusticia en la que siempre ha estado sumida Andalucía. Queremos trasladar nuestro hecho diferencial, que es dramático. La segunda propuesta será proponer que la financiación de las autonomías tenga como índices el desempleo y la renta media. Y queremos también una banca pública, creada mediante ley, sin quitarle su banco a nadie, que no especule y sostenga la creación de empleo.

'La financiación autonómica debe incluir como índice el paro y la renta media'

¿Qué opina del caso griego?

Hoy me siento más griego que nunca. Los irresponsables son otros, los que buscaron la ganancia rápida, la especulación fácil, la plusvalía inmediata. El pizzero de Mikonos no es responsable de la situación y debe poder decir lo que quiere para su país. Es un lío, sí, pero la política es lío. Que decidan libremente.

¿Tiene Andalucía un problema de autoestima?

Tenemos un problema de adormecimiento. Se nos ha inoculado un virus de 30 años, que pesa mucho sobre los andaluces. El PSOE ha sabido amortiguar cualquier intento de actividad civil, de cultura distinta, todo está demasiado adocenado, demasiadas subvenciones, demasiado control. Andalucía tiene que reaccionar. Yo espero que sea la gente joven la que lo haga. A mí me gustaría ir a hacer campaña en los Remedios [un barrio sevillano muy conservador], y me dicen que allí todo el mundo vota PP. Yo digo que no, que hay que decirles a esos jóvenes que no se dejen engañar por sus padres, que el futuro no está en el PP. Y que a lo mejor, si son rebeldes, encuentran en el PA algo cercano. El nacionalismo no es despreciar lo demás, sino saber de dónde vienes. Y a partir de ahí, el mundo por montera.

¿Cómo analiza el 15-M?

Aznar es el antisistema. El 15-M es puro sistema, pura expresión democrática de los ciudadanos rebelándose ante una clase política que perdió hace tiempo el nombre de representantes del pueblo. Es un clamor de la gente, por eso no me gusta que se instrumentalice. Me parece muy bien que no tenga líderes. Sólo les pido una cosa, que pongan muchas banderas andaluzas, que tienen mucho de 15-M.

¿Qué expectativas tienen en estas elecciones?

Andalucía va a recuperar voz propia y se nos va a oír. Nos va a costar mucho, pero más energía le vamos a poner.