Publicado: 19.11.2015 11:33 |Actualizado: 19.11.2015 11:33

Telegram, la competencia del servicio WhatsApp, cierra 80 canales utilizados por el Estado Islámico

“Nos ha inquietado conocer que el Daesh utiliza nuestros canales públicos para difundir su propaganda. Como respuesta, hemos bloqueado 78 cuentas en 12 idiomas”, afirma la compañía en un comunicado.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:
Telegram, la competencia del servicio WhatsApp, cierra 80 canales utilizados por el Estado Islámico. /WIKIPEDIA

Telegram, la competencia del servicio WhatsApp, cierra 80 canales utilizados por el Estado Islámico. /WIKIPEDIA

MADRID.- La aplicación de mensajería Telegram, con más de 62 millones de usuarios en todo el mundo y que compite con WhatsApp, ha bloqueado en los últimos días, tras los atentados de París, 78 canales en 12 idiomas vinculados, supuestamente, con el autoproclamado Estado Islámico o Daesh. El grupo terrorista utiliza esta aplicación para difundir su propaganda y comunicarse entre sí. Como respuesta, el EI ha lanzado una amenaza a la tecnológica.

El Estado Islámico ha estado usando Telegram como medio de distribución de su material de propaganda desde el pasado mes de octubre, cuando la aplicación de mensajería introdujo una nueva característica que permite a los usuarios difundir mensajes entre un número limitado de suscriptores.

“Nos ha inquietado conocer que el Estado Islámico ha estado utilizando los canales públicos de Telegram para difundir su propaganda”, ha asegurado la compañía en un comunicado recogido por medios como Business Insider. “Como respuesta, esta semana hemos bloqueado 78 canales relacionados con el EI en 12 idiomas”, ha añadido.



La respuesta del grupo yihadista a esta actuación por parte de Telegram no se ha hecho esperar. Según el analista de la Quilliam Foundation y experto en el EI, Charlie Winter, un canal vinculado al Daesh ha publicado un mensaje en el que se dice que “la guerra contra Telegram ha comenzado”.

Los hermanos Durov, fundadores de Telegram, han reconocido que conocían la utilización de su aplicación por parte del Estado Islámico. El pasado mes de septiembre Pavel Durov aseguraba que la privacidad tenía prioridad sobre otras “cosas malas que puedan suceder, como es el caso del terrorismo”.

Tras los atentados de París parecen haber cambiado de opinión. Aseguran que están revisando cuidadosamente todas las alertas que han recibido a través del correo abuse@telegram.org, que han puesto a disposición de los usuarios para que puedan denunciar anónimamente cuentas que puedan tener vínculos con el terrorismo.

Afirman que están tomando las medidas oportunas para bloquear estos canales sospechosos. Hasta ahora ya lo han hecho con 78 en 12 idiomas. Anuncian además que a lo largo de la semana pondrán a disposición del público otro método para que puedan hacer sus denuncias sobre “contenido público objetable”.