Público
Público

Marta Arribas y Ana Pérez certifican en el documental "Cómicos" un oficio en vías de extinción

EFE

Un oficio en trance de extinción, el de actores itinerantes, han certificado las cineastas Marta Arribas y Ana Pérez en el documental titulado "Cómicos", que se ha estrenado dentro de la sección Tiempo de Historia de la 54 Semana Internacional de Cine de Valladolid (Seminci).

Con la próxima retirada de los escenarios de Luis Romero y Aurora González, más de medio siglo al servicio de la Compañía Benavente que fundaron sus mayores, desaparecerá en España el teatro itinerante y de saga que en solitario sostiene ya ese cuadro escénico en corralas, recintos deportivos y pistas al aire libre.

Marta Arribas y Ana Pérez han filmado el certificado de defunción de un oficio, el de cómicos, que ha llenado páginas de literatura y divulgado el teatro popular por todos los rincones de España a través de los textos de Jacinto Benavente, Miguel Mihura, Carlos Arniches, Alejandro Casona y Enrique Jardiel Poncela, entre otros.

Como un oficio "de locos", activado por el motor de la pasión y de la vocación, han coincidido en definir los protagonistas del documental la dureza de una profesión que a comienzos del siglo XX viajó en carromatos y ahora, en su declinar, lo hace en 'roulottes' o caravanas pero sin dejar por ello de lado la bohemia que siempre le acompañó y en ocasiones le procuró mala fama.

La televisión, con su multiplicidad de canales y amplia oferta de series, "finalmente nos ha absorbido y hemos tenido que adaptarnos para poder sobrevivir", apunta en el documental Luis Romero, orgulloso de haber dispuesto siempre de un repertorio de más de una veintena de comedias "que recitamos de memoria, sin apuntador".

"Las obras de Casona, Arniches o Benavente no pueden dejar de existir de la noche a la mañana. Nuestros clásicos populares del siglo XX pueden convivir perfectamente con las nuevas tendencias", lamenta un entristecido Romero antes de recordar la gran variedad escénica existente hace años en forma de teatro dramático, revista y comedia, entre otros géneros.

Este cambio también ha operado en el público, que "antes era mucho más educado e incluso se vestía para la ocasión de ir al teatro", ha evocado con nostalgia este patriarca de la escena próximo ya a los ochenta años de edad.

"Sólo cabe esperar a que todo esto se acabe de la manera menos traumática posible", añade en sus reflexiones el último eslabón del teatro itinerante de dinastía, hoy prácticamente desaparecido pero que proliferó en la primera mitad del siglo XX gracias a compañías como la Benavente, Eguíndanos o Carreras.

"Cómicos", al margen de su carácter de elegía, muestra también la penosa vejez de los actores secundarios que, como el valenciano Manuel Andrés, afronta prácticamente en soledad, rodeado de sus mejores recuerdos y esperando una colaboración en series televisivas porque no se resignan a retirarse nunca.

Manuel Andrés es el protagonista del último tramo del documental, donde se define como un actor secundario y relata, con el hilván de un apresurado repaso biográfico, la evolución del oficio de cómico en España a lo largo del siglo XX.

Respectivamente licenciadas en Periodismo y en Ciencias Audiovisuales, Marta Arribas y Ana Pérez se han forjado en documentales y programas de matiz social dentro de televisiones públicas.

Ambas formaron parte del equipo fundador del programa "Treinta Minutos" (Telemadrid), en 2005 firmaron el documental "El tren de la memoria" y en la actualidad se encuentran a punto de culminar el filme "Fotógrafos de la guerra civil española".

Roberto Jiménez

Más noticias de Política y Sociedad