Público
Público

Anticorrupción investiga si Osasuna intentó amañar cuatro partidos

El presidente del club navarro admite que en la temporada pasada se produjo una retirada de 1,5 millones en efectivo y apunta como responsable a la anterior directiva. El Espanyol, uno de los equipos supuestamente implicados, declara que no ha sido partícipe en la alteración de ningún encuentro.

Uno de los encuentros investigados es el Espanyol-Osasuna.

PÚBLICO

MADRID.- Sobre el fútbol español se vuelve a cernir una sombra de sospecha en torno a la lacra de los amaños de partidos. En esta ocasión, y pese al precedente del Zaragoza-Levante, la Fiscalía Anticorrupción pone la lupa en Osasuna y está investigando si el club navarro intentó amañar hasta cuatro partidos al final de la temporada pasada, en la que terminó descendiendo a Segunda División. Entre ellos, destaca el Espanyol-Osasuna que terminó con empate a un gol.

La investigación, desvelada por el diario Marca, ha supuesto un terremoto tanto en la actual directiva de Osasuna como en el entorno del Espanyol. El presidente del club rojillo, Luis Sabalza, ha comparecido en rueda de prensa para explicar la versión de la investigación abierta a Miguel Archanco, expresidente de la entidad. Sabalza ha reconocido que se produjo la retirada de dinero en efectivo del club por importe total de unos 1,5 millones de euros, aunque no le consta que el club haya intervenido en la compra de partidos.

El presidente osasunista ha declarado que a la actual junta directiva no le consta la compra de partidos la pasada campaña, en la que el equipo terminó descendiendo a Segunda división, aunque no ha descarado que haya "personas" que sí lo hayan hecho y en todo caso "serán responsables ellos".

El directivo de Osasuna ha comentado que durante el año 2014 se produjeron retiradas de dinero "contante y sonante" que le parecen "raras" y que se entregaron a empresas con las que el club no parece haber tenido ninguna relación y también a personas "con nombres y apellidos" que no ha querido desvelar. Sí ha matizado que esas personas no son jugadores o exjugadores de fútbol ni representantes.

Sabalza, que se ha hecho cargo de Osasuna esta temporada, una vez consumado el descenso, ha desvinculado a la actual junta directiva de esa supuesta compra de partidos y ha apuntado que, si se confirma ese extremo, le "encantaría" que hubiese una sanción ejemplar a los responsables e incluso a la actual directiva no le va a "temblar la mano" para colaborar en que así sea.

Auditoria del CSD

El presidente de Osasuna ha explicado que, el pasado 13 de noviembre, el Consejo Superior de Deportes comunicó al club que iba a realizar una auditoría de sus cuentas, fundamentalmente de los movimientos de tesorería y de caja, y cinco días después los auditores se personaron en las oficinas del club.

Esa auditoría, que todavía no ha terminado, era conocida por la actual junta directiva, que según Sabalza no había informado sobre ello porque prefería terminar a que terminase ese análisis de las cuentas de la entidad para pronunciarse al respecto. El CSD ya se ha puesto en contacto con esas personas y empresas para que justifiquen el motivo de que recibieran un dinero en efectivo y el destino que se dio al mismo. Sabalza ha comentado que la directiva se ha reunido con el presidente de la Liga de Fútbol Profesional, Javier Tebas, que les ha asegurado que, si Osasuna presta su total colaboración, no habrá ninguna sanción deportiva.

El Espanyol defiende su honorabilidad

Por su parte, el Espanyol ha defendido su honorabilidad y ha mostrado "su absoluta sorpresa" a raíz de la investigación. En unas declaraciones publicadas en la página web del Espanyol, Rafael Entrena, vicepresidente y portavoz del club, ha recordado que el club blanquiazul "siempre ha defendido la pureza de la competición".

"No teníamos conocimiento de que hubiera alguien que hubiera puesto en cuestión la rectitud de este partido. Nadie, ni ninguna institución ni la Fiscalía se ha puesto en contacto con nosotros para requerir información o comunicarnos que se estaba investigando", ha dicho.

Por la magnitud del asunto, Entrena considera que debido "a la preocupación que puede suscitar en nuestros aficionados", desde el club blanquiazul se asegura que la investigación "por lo que parece" afecta a Osasuna y al Espanyol "solo de manera derivada por haber sido uno de los últimos equipos que jugaron contra ellos la temporada pasada".

"Queremos dejar absolutamente claro que el Espanyol no ha tenido ninguna participación en ninguna manipulación de partidos ni en ningún tipo de irregularidad", ha recordado Entrena.