Público
Público

Resultados trimestrales Enagás gana 213 millones a junio, un 9,8% menos por el recorte de la CNMC

La distribuidora de gas natural prevé abordar con el nuevo Gobierno de Perú un acuerdo "amistoso" al conflicto por GSP.

El logo de Enagas en su sede en Madrid. E.P./Eduardo Parra
El logo de Enagas en su sede en Madrid. E.P./Eduardo Parra.

Enagás registró un beneficio después de impuestos de 213,1 millones de euros en el primer semestre de 2021, lo que supone un descenso del 9,8% con respecto a los 236,3 millones obtenidos en idéntico periodo de 2020.

Según informa Enagás, la caída en el beneficio se explica por la reducción de los ingresos provocada por la aplicación del nuevo marco retributivo fijado por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC).

En concreto, los ingresos ascendieron a 480,6 millones, un 13,2% menos que el año anterior, y el beneficio bruto de explotación (Ebitda) fue de 451,3 millones, un 5,9% menos. El resultado de las sociedades participadas asciende a 112,9 millones de euros (76,2 millones de euros en 2020) y supone un 40,4% del beneficio semestral. La cifra de los flujos procedentes de operaciones (FFO) a 30 de junio de 2021 fue de 343,1 millones de euros, un +3,1% superior a la obtenida en 2020.

El incremento del FFO se explica, entre otros efectos, por los dividendos recibidos de las sociedades participadas, que a 30 de junio de 2021 ascendían a 64,5 millones de euros. De dicha cantidad, 22,8 millones corresponden a la distribución de un dividendo por parte de Tallgrass Energy con cargo al ejercicio 2020.

La generación de caja libre durante el primer semestre del año 2021 (449,8 millones de euros), ha permitido reducir un 6,3% la deuda neta que al cierre del semestre se situaba en 4.020 millones de euros, frente a los 4.288 millones de cierre de 2020.

La compañía presenta una sólida situación de liquidez, que a cierre del semestre ascendía a 3.024 millones de euros entre tesorería y líneas de crédito no dispuestas.

Conflicto en Perú

En una conferencia con analistas para presentar los resultados del primer semestre, el presidente de la compañía, Antonio Llardén, explicó que Enagás prevé abordar con el nuevo Gobierno de Perú una negociación para buscar un acuerdo amistoso al conflicto abierto por Gasoducto Sur Peruano (GSP), el proyecto de gasoducto de más de 1.000 kilómetros que fue paralizado en 2017.

La compañía está esperando la toma de posesión del nuevo presidente de Perú, Pedro Castillo, que tendrá lugar este miércoles, para "contactar" con el nuevo Gobierno del país y "poner de manifiesto la voluntad clara de llegar a acuerdos en el arbitraje". No obstante, el presidente de la distribuidora de gas natural señaló que esta solución es "paralela" y "siempre" es posible el proceso de arbitraje, como el que abrió la compañía en el Ciadi para reclamar más de 400 millones de euros al Gobierno peruano por la suspensión del proyecto en 2017.

Llardén, además, afirmó que ve oportunidades a futuro para el crecimiento en Europa y Estados Unidos, como operador de las infraestructuras gasistas, en el desarrollo de los gases renovables y el hidrógeno, que jugarán un papel "importante" en la descarbonización.

En lo que respecta a Estados Unidos, el consejero delegado del grupo, Marcelino Oreja, señaló que, con el cambio en la Administración del país tras la llegada a la Casa Blanca de Joe Biden, hay una apuesta por el hidrógeno, "tanto verde como azul". A este respecto, a través de su participada estadounidense Tallgrass -que ya se ha adjudicado un pequeño proyecto de producción de hidrógeno azul-, el directivo se mostró convencido de que va a haber "muchas oportunidades" de crecimiento en ese ámbito.

Más noticias de Economía