Público
Público

El Santander, BBVA, Caixabank, Bankia y el Sabadell prueban los pagos en redes blockchain

Esta iniciativa está coordinada por Iberpay, la compañía española que gestiona el sistema nacional de pagos (SNCE), y cuenta con la colaboración de Grant Thornton como asesor tecnológico y legal.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un empleado trabaja en el ordenador de minería de Bitcoin en Florencia, Italia. REUTERS/Alessandro Bianchi

Los grandes bancos españoles Santander, BBVA, Caixabank, Bankia y Sabadell han iniciado junto con Iberpay una "prueba de concepto" para habilitar pagos en redes blockchain.

Una "prueba de concepto" o PoC por sus siglas en inglés de proof of concept es la implementación del proyecto con la intención de verificar que la idea es susceptible de ser desarrollada y aplicada de una manera útil.

En este caso se trata de test sectorial para sectorial para desplegar una plataforma interbancaria de smart payments, gestionada por Iberpay, que habilitaría la ejecución de pagos en redes blockchain.

Esta iniciativa, coordinada por la compañía española que gestiona el sistema nacional de pagos (SNCE) Iberpay busca facilitar la iniciación de transferencias inmediatas desde smart contracts o contratos inteligentes emitidos en redes blockchain.

Así cualquier caso de negocio desarrollado en esta tecnología podría ejecutar y programar pagos automáticos (pagos a la firma de un contrato, a la entrega de mercancías, al cumplimiento de ciertas condiciones, etc.), garantizando su seguridad, eficiencia, trazabilidad e integridad, y el cumplimiento de la estricta normativa vigente en materia de pagos.

Esta primera prueba de concepto, iniciada en el mes de octubre, cuenta con la colaboración de Grant Thornton como asesor tecnológico y legal, y tiene una duración prevista de seis meses.

La prueba incluye un piloto basado en un caso de negocio ficticio desplegado en la red blockchain, que ya ha sido implantada y que cuenta con seis nodos distribuidos gestionados por cada participante, así como un análisis de la viabilidad futura de posibles nuevos alcances, como podría ser, entre otros, la emisión de dinero electrónico.

Más noticias de Economía