Público
Público

El primer alcalde indignado se hace fuerte en la 'casa' de Aguirre

El corte de servicio del tranvía de Parla provoca que su regidor se encierre en Sol

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Hace diez años, también en diciembre, su antecesor al frente del Ayuntamiento de Parla, Tomás Gómez, se encerró en la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid para arrancar a su responsable el compromiso de un hospital para su municipio. Lo logró. Y la instalación sanitaria es hoy una realidad. Ayer, el actual regidor, José María Fraile, también socialista, se plantó a primera hora de la mañana en la Puerta del Sol, sede del Gobierno regional, para emular ese gesto y conseguir que el tranvía que transcurre por Parla por cierto, el proyecto estrella de Gómez volviera a circular.

Parla y Fuenlabrada son los únicos municipios del histórico cinturón rojo madrileño que conservan los socialistas. El primero amaneció ayer sin tranvía. La firma encargada del mantenimiento, Alstom, decidió dejar de prestar el servicio debido a los impagos que arrastra desde 2008 la empresa Tranvía de Parla SA, la adjudicataria de la infraestructura. En total, 6,5 millones de euros.

En 2001, Tomás Gómez se encerró también para solicitar un hospital

Pero no todo acaba ahí. Tranvía de Parla SA asegura que no puede hacer frente a los pagos con Alstom por las deudas que el Ayuntamiento tiene contraídas con ellos, en torno a los 48 millones de euros, según fuentes de los conservadores parleños.

Fraile llegó ayer a las 9.30 horas a Sol, epicentro del Movimiento 15-M, para no moverse de allí hasta poder regresar a Parla con una solución para sus vecinos. Esta pasaba, según fuentes municipales, por que el Consorcio de Transportes de la Comunidad incrementase la cantidad que subvenciona por billete a cada viajero. Se trata de 0,19 euros, frente a los 3,54 que aporta, por ejemplo, al tren ligero de Boadilla. 'Los ciudadanos de Parla no son de segunda', denunció Fraile a su llegada a la sede del Gobierno regional.

El consejero de Transportes asegura que el servicio podría restablecerse hoy

Al cierre de esta edición, Fraile continuaba en las instalaciones de la Presidencia de la Comunidad junto a miembros de su Gobierno local a la espera de que el consejero de Transportes, Antonio Beteta, le plasmara por escrito las condiciones de un acuerdo al que habían llegado pasadas las 21 horas vía conversación telefónica. En todo ese tiempo, el regidor logró sendas entrevistas con la presidenta, Esperanza Aguirre, y el propio Beteta. Fraile no comió durante todo el día. Ya por la noche, el alcalde de Fuenlabrada, Manuel Robles, intentó introducir alimentos en Sol, pero los agentes se lo impidieron.

Según anunció Beteta en Onda Cero, el servicio estará restablecido entre hoy y mañana si llega a buen puerto un acuerdo que la empresa gestora y la de mantenimiento tenían previsto firmar. Culpó de la situación a Gómez, actual líder de los socialistas madrileños. Por su 'pésima gestión'.

Ayer se conoció que el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 20 de Madrid había admitido a trámite un recurso presentado en nombre de la sociedad Tranvía de Parla contra la negativa de la Comunidad de abonar cerca de 50 millones de euros de acuerdo con lo previsto en un contrato firmado en agosto de 2005.

Beteta restó importancia a este trámite. Y vio tras él una maniobra para lograr que la Comunidad 'subsidiariamente pague y que luego le reclame al Ayuntamiento'. En este sentido, recalcó que es el Consistorio de Parla el que debe 50 millones de euros. Un 'moroso empedernido', quiso resumir este consejero de Aguirre.

Más noticias en Política y Sociedad