Público
Público

Desescalada El Gobierno no reconoce que haya pactado con Ciudadanos renunciar a la mesa de diálogo con Catalunya

Montero dice que el pacto con el partido de Arrimadas para apoyar el estado de alarma sólo incluye el plazo de 15 días y una serie de medidas económicas. Illa se remite a Sánchez, quien pidió desvincular esta negociación del estado de alarma. El partido naranja dice en una nota que el acuerdo conllevaba que no se iba a producir ninguna mesa de negociación.

Illa anuncia cuándo publicarán informes de cambio de fase
El ministro de Sanidad,, Salvador Illa en una rueda de prensa.. EFE

manuel sánchez / alejandro lopez de miguel

El Gobierno dio a entender este martes que en modo alguno renuncia a la mesa de diálogo con Catalunya, pese a que Ciudadanos remitió un comunicado anunciando que, en el marco del acuerdo para dar su voto favorable al estado de alarma, su respaldo incluye que "no se va a producir ninguna mesa de negociación con ERC ni los separatistas para dinamitar la igualdad entre españoles". Así lo afirma textualmente el comunicado.

Fuentes del Ejecutivo consultadas por Público han rechazado que el pacto alcanzado con Cs afecte a la mesa de negociación. Al ser preguntada al respecto la ministra Portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, negó que se hubiera alcanzado este acuerdo, circunscribiendo el pacto con el partido naranja a fijar el plazo de quince días en el estado de alarma y a varios acuerdos de ámbito económico, como los relativos al pago de los ERTE, o a la ampliación a julio como mes hábil en el Congreso. 

En el mimo sentido se pronunció el ministro de Sanidad, Salvador Illa, quien de modo escueto indicó que sobre este asunto de la mesa de diálogo se remite estrictamente a lo ya dicho por Pedro Sánchez, quien nunca habló de romper la mesa de diálogo con Catalunya.

En concreto, Sánchez se limitó a afirmar que él desvincularía la mesa de diálogo del debate del estado de alarma. "No tiene nada que ver, el debate del estado de alarma tiene que ver con contar con el único instrumento para restringir la movilidad y la libertad de reunión como recursos principales para eliminar el epidemia", explicó  el presidente del Gobierno.

Sin embargo, aseguró que su intención es seguir abordando "todas las crisis heredadas de anteriores épocas", y añadió que la situación de "lógicamente es una de ellas"", dijo.

Más noticias de Política y Sociedad