Público
Público

Encuestas electorales PSOE y Unidas Podemos se quedarían a dos escaños de la mayoría absoluta en unas nuevas elecciones, según los sondeos

Según las estimaciones del gabinete de Key Data para 'Público', Sánchez e Iglesias sumarían 174 escaños y superarían holgadamente al bloque de las tres derechas, que perdería fuerza respecto a los resultados del 28 de abril y se quedaría con 141 escaños.

Publicidad
Media: 3.19
Votos: 37

Proyección de escaños si se repitieran las elecciones generales / Fuente: Key Data

La suma de los diputados de PSOE y de Unidas Podemos en el Congreso se quedaría a dos escaños de la mayoría absoluta en unas nuevas elecciones generales. Así lo recogen las estimaciones del análisis demoscópico realizado por Key Data en julio en base a los resultados de las últimas encuestas publicadas, por lo que no recoge los posibles efectos que pudiera tener la investidura fallida del día 22. Los de Pedro Sánchez y los de Pablo Iglesias obtendrían 174 parlamentarios, nueve más de los que suman en la actualidad, con los resultados de las elecciones del 28 de abril.

Los socialistas siguen en la actualidad ampliando su ventaja sobre el resto de formaciones y con un 31,5% en intención de voto llegarían a los 135 escaños, 12 más que en los últimos comicios. Unidas Podemos caería algo menos de un punto en intención de voto y se quedaría con 39 diputados, tres menos de los que tiene en la actualidad en la Cámara Baja.

En este contexto, una previsible investidura de Pedro Sánchez precisaría de dos diputados para alcanzar la mayoría absoluta en un Congreso donde el PNV y ERC mantendrían sus resultados. El Grupo Vasco tendría seis escaños y el Republicano, 15. El bloque de la izquierda seguiría ampliando su ventaja sobre el de la derecha, ya que las tres fuerzas más conservadoras del Parlamento seguirían cayendo respecto al 28-A, sobre todo por la pérdida de apoyos de Ciudadanos y de Vox.

Proyección de escaños por bloques ideológicos / Fuente: Key Data

Estos tres partidos sumarían 141 escaños, seis menos que en las últimas generales. El PP, con un 18,7% en intención de voto, llegaría hasta los 75 diputados, nueve más que en las elecciones de abril. Ciudadanos perdería cinco diputados, y con un 14,4% en intención de voto se quedaría con 52 escaños. Vox se mantiene respecto al último análisis demoscópico de Key Data, que pronosticó un desplome de la ultraderecha hasta los 14 escaños; en la actualidad tienen 24 diputados en el Congreso.

Más allá del eje izquierda-derecha, una repetición electoral podría reforzar al bipartidismo respecto a las fuerzas que irrumpieron en la política estatal en 2014 y a Vox. Tanto los de Sánchez como los de Pablo Casado crecen en intención de voto, mientras que Unidas Podemos, Ciudadanos y Vox caen respecto a las elecciones generales. 

El mapa de escaños por Comunidades Autónomas

Por Comunidades Autónomas, las formaciones mantienen en gran medida un reparto de fuerzas similar al que arrojó el 28-A. El PSOE ganaría en la mayoría de territorios, y se reforzaría en comunidades como Catalunya (14 escaños), Comunidad de Madrid (12), Comunidad Valenciana (11) o Castilla y León (14).

El PP mantendría su fuerza en territorios como Galicia (9 escaños) o Castilla y León (11), y crecería en casi todas las comunidades (recuperaría su representación en el País Vasco, con un diputado, después de no sacar ninguno en las últimas generales). Los de Casado se volverían a quedar con un solo parlamentario en Catalunya.

Unidas Podemos obtendría la mayoría de sus apoyos de territorios como Madrid, Catalunya, Euskadi, Andalucía o la Comunidad Valenciana, aunque en algunas de estas comunidades pierden escaños. Ciudadanos conserva su fuerza en Madrid o Castilla-La Mancha, pero pierde apoyos en Castilla y León, donde pasaría de 8 a 6 escaños.

También se produce un cambio sustancial respecto al 28-A en la participación. El análisis demoscópico pronostica que más de medio millón de personas dejarán de ir a las urnas si se produce una repetición electoral. En abril acudieron a votar más de 26 millones de personas, mientras que el análisis de Key Data augura que en unos nuevos comicios irían a las urnas algo más de 25.300.000 personas.

Más noticias en Política y Sociedad