Público
Público

La Junta quiere abrir un centro público con 25 camas UCI en Sevilla, pero sin nuevos contratos y la limpieza privatizada

Los sindicatos critican que se vayan a hacer traslados desde el Virgen del Rocío, hospital del que dependerá la instalación, que tiene vocación de permanencia y que se dedicará a atender a pacientes covid mientras dure la pandemia

Protesta de trabajadoras a las puertas del Hospital Virgen del Rocío para reclamar que el servicio de limpieza sea público.
Protesta de trabajadoras a las puertas del Hospital Virgen del Rocío para reclamar que el servicio de limpieza sea público. CCOO

raúl bocanegra

Juanma Moreno (PP) eligió para lanzar su mensaje de fin de año como presidente de la Junta unas instalaciones sanitarias, las del antiguo hospital militar de Sevilla que aún no se habían puesto en funcionamiento. En el año de la covid, Moreno quería lanzar un mensaje simbólico de apoyo al sector sanitario y la Junta de Andalucía ha anunciado la apertura inminente del centro, en medio de la gran crisis derivada de la pandemia.

Un mes después, ese centro sigue sin abrir y, según denuncian los sindicatos sanitarios, no será 100% público, porque los servicios de limpieza se privatizarán. En Andalucía, la mayoría de los hospitales públicos tienen externalizados distintos servicios, que se contratan a empresas privadas, a pesar de que –según los datos que manejan los sindicatos y los que, en alguna ocasión, ha dado la Consejería de Salud, por ejemplo, para reducir las listas de espera– saldría más barato, más eficiente hacerlo directamente por el sector público.

La semana pasada, un grupo de trabajadoras de la limpieza se encerraron en el Hospital Virgen del Rocío, de cuya dirección dependerá la organización de las nuevas instalaciones, y fueron desalojadas horas después. Según un comunicado de CCOO, las movilizaciones van a continuar hasta que la Junta de Andalucía acepte negociar. El desalojo "es una medida que sólo ayuda a enconar las relaciones laborales en el SAS –afirma el sindicato– La gerencia del hospital, con la que se entrevistó una delegación de las trabajadoras encerradas, se negó en redondo a negociar con las trabajadoras encerradas, y a dar alguna explicación o justificación de los motivos por los cueles se decide privatizar la limpieza del nuevo centro, escudándose en que se trata de "ordenes" superiores, a pesar de que de ella depende el nuevo centro".

La externalización de los servicios de limpieza es muy común en el Servicio Andaluz de Salud desde los tiempos en que gobernaron los socialistas y forma parte de la herencia recibida por el nuevo Gobierno. En la provincia de Sevilla, la limpieza, un trabajo clave en el día a día y más durante esta pandemia, está mayormente privatizada, salvo en el Hospital Macarena, que hay un pequeño reducto público y en dos hospitales de escaso tamaño –San Lazaro y Tomillar–.

Sin embargo, al tratarse de una nueva instalación, las centrales sindicales consideran que lo conveniente es que arranque con el servicio 100% público.El Hospital Militar es una instalación a las afueras de Sevilla capital en dirección a Dos Hermanas, que lleva dos décadas prácticamente abandonado. Es de titularidad pública y ha servido durante la crisis covid para hacer las pruebas PCR. Los aparcamientos se habilitaron para tal menester. Bajo unas carpas, los sanitarios las han venido ejecutando sin que los pacientes salieran del coche.

Los gobiernos socialistas no supieron poner en marcha la instalación y ahora el gobierno de coalición de PP y Ciudadanos le quiere dar un empujón.

Con una inversión de 8 millones de euros, la idea original del Ejecutivo era abrirlo en unos meses para poder afrontar con garantías las sucesivas olas covid y poder aligerar la carga y la presión sobre los demás hospitales de la ciudad.

No habrá nuevas contrataciones

Los sindicatos además lamentan que la puesta en funcionamiento del hospital militar no conllevará la contratación de más sanitarios, sino que serán derivados del Virgen del Rocío. "Es decir, no habrá nuevas contrataciones, y que el criterio para los traslados a este centro sería, en primer lugar, la voluntariedad y, en segundo lugar, si no hubiera voluntarios suficientes, se aplicará la Orden de 8 de agosto de 2008 sobre desplazamientos del personal temporal. Por tanto, primero se desplazarían las Comisiones de Servicio y a continuación los interinos vacantes con menor antigüedad. No irían ni sustitutos ni eventuales", afirma el Sindicato Médico, al que perteneció el propio consejero de Salud, Jesús Aguirre. "Consideramos absurda e intolerable la pretensión de reducir las plantillas de especialidades que han tenido que ser reforzadas en la segunda ola con médicos procedentes de otras especialidades", asegura en un comunicado el sindicato médico.

El sindicato considera que todos los facultativos del Hospital Militar deben "ser contratados por Bolsa y que, en el supuesto de que existan voluntarios para trasladarse al nuevo centro, sus puestos deben ser cubiertos por sustitutos, y, así, la plantilla del Virgen del Rocío se mantenga íntegra".

"En una reciente reunión, se nos dijo que el centro se abriría el 1 de febrero como una estructura más del Virgen del Rocío a todos los efectos. Este centro atenderá a pacientes covid de toda la provincia. En una primera fase se abrirá con una sola planta con 48 camas y 9 de UCI, aunque si aumenta la demanda asistencial se abrirá la segunda (48/9) y si es necesario la tercera (48/7). En total, contaría con 144 camas de hospitalización y 25 de UCI", agrega el sindicato.

25 camas UCI no es una cifra menor. Como referencia, el hospital Virgen de la Macarena, el otro gran hospital de Sevilla, tiene 40, sin contar las de trauma, que son otras 22.

La idea es que, cuando se abra, tal vez el próximo 1 de febrero, se dedique en exclusiva a atender las necesidades derivadas de la covid que, en este momento de especial virulencia de la tercera ola, está superando las previsiones de los responsables públicos. Y, después, hay proyectos de seguir ampliando estancias para que sea un hospital convencional, según afirman fuentes de la Consejería de Salud.

Más noticias