Público
Público

Moción de censura Casado "ninguneará" la moción de un Abascal que solo busca "llamar la atención"

Las fuentes de la dirección popular consultadas por 'Público' se muestran convencidas de que Abascal solo busca "llamar la atención" y "ganar votos a costa del PP" debido a la caída electoral que pronostican los sondeos hacia Vox: "Es una rabieta".

Pablo Casado Santiago Abascal Congreso
Los presidentes de PP y Vox, Pablo Casado y Santiago Abascal, conversan en el Congreso / EFE

marta monforte

Santiago Abascal ha anunciado este miércoles que en septiembre su formación presentará una moción de censura contra el Ejecutivo que nace en vía muerta, puesto que necesitaría de mayoría absoluta (176 escaños) para salir adelante, unos números que están lejos de conseguir. Pese a ello, el líder de Vox ha pedido la colaboración del Partido Popular (ambas formaciones suman 140 diputados) en un gesto más simbólico que efectista.

"Señores del PP, ya les emplazamos a ustedes el 6 de mayo desde esta tribuna, llamando a la responsabilidad del segundo partido de España. Se lo digo con humildad y con ánimo de diálogo, los españoles no pueden entender ni de estrategias ni de tácticas políticas", ha señalado. El ultraderechista le ha dicho al jefe del Ejecutivo, Pedro Sánchez, que no "se le ocurra" volver a decretar un confinamiento. "No se les ocurra volver a encerrarnos porque no se lo vamos a permitir", han sido sus palabras desde al tribuna del Congreso.

El PP apenas ha tardado una hora en desmarcarse de la moción. "No cuenten con nosotros para maniobras de distracción que refuercen al PSOE", ha escrito el secretario general de los populares, Teodoro García Egea en Twitter. Las fuentes de la dirección popular consultadas por Público se muestran convencidas de se trata de una "estrategia política" con la que "llevan amenazando meses" y en la que Abascal solo busca "llamar la atención" y "ganar votos a costa del PP" debido a la caída electoral que pronostican los sondeos hacia Vox. "Es una rabieta sin el mayor recorrido", explican.

Asimismo, avanzan que la posición de mantendrá Casado será de "ninguneo total" durante las próximas semanas. "Si te fijas, nadie les ha hecho demasiado caso", reflexiona una voz popular a este diario. "Con un Gobierno incapaz de gestionar los rebrotes y una pésima gestión a sus espaldas, no podemos permitirnos estar de batallitas", dicen los más cercanos al líder del PP. "Y no lo haremos", razona. "Esto solo unirá más al Gobierno", resume otra. 

"La moción es una vendetta por las declaraciones de Teo"

Abascal ha asegurado en su segundo turno de réplica que su formación no presenta una moción contra Casado, como le han reprochado varios oradores, porque "le respeta". "La moción es contra Gabriel Rufián, el gobierno comunista, los separatistas y para salvar a España", ha dicho. Y ha explicado que la ha fijado en septiembre para dar tiempo a otros grupos y portavoces a llamarle en verano para sumarse a su petición. 

El líder de Vox ha dado esta explicación después de que Sánchez le haya preguntado por qué espera al mes de septiembre a realizar la moción de censura "si es tan urgente para usted cambiar este Gobierno. "¿Qué pasa, señor Abascal? ¿Que se va de vacaciones?", le ha preguntado, con sorna.

A juicio de una diputada popular, la moción de censura es una "vendetta" a las "declaraciones de Teo" en referencia a una entrevista que el número dos del PP concedió hace 10 días al diario ABC. "Mientras Vox exista, Sánchez tiene asegurada La Moncloa con sus socios", apuntó García Egea. Unas palabras que Abascal le ha recordado este miércoles y que han sido muy criticadas por los ultraderechistas.

Las encuestas muestran la tendencia a la baja de Vox

Según las estimaciones del gabinete Key Data en su Observatorio Continuo para Público, publicado el pasado 21 de juliola gestión de la pandemia apenas ha tenido más efecto que el crecimiento del PP a costa de Vox. El Partido Popular crecería casi tres puntos en votos válidos, lo que le permitiría sumar 12 escaños más en el Congreso, fundamentalmente a costa de Vox, que perdería ocho diputados.

Por comunidades, el PP recuperaría cuatro escaños de Vox en Castilla y León, y ganaría otros tres en Andalucía: dos del PSOE y uno de Vox. Casado también le robaría a Abascal un escaño en València y otro en Extremadura. Asimismo, el PP le quitaría un diputado a Ciudadanos en Madrid y se aprovecharía de la debilidad de Unidas Podemos en Euskadi y Baleares para ganar otros dos.

El barómetro del mes de julio del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) también muestra una tendencia a la baja de Vox, que es el partido que más cae de los cuatro grandes. La formación de ultraderecha ha experimentado constantes fluctuaciones en sus estimaciones de voto durante la pandemia. Marzo fue el mes en el que más cerca estuvieron de sus resultados electorales (15,1%), y obtuvieron un 14,8% en estimación de voto. En abril cayeron hasta el 13% y en mayo mantuvieron su tendencia negativa con una estimación de voto de un 11,3%. En junio revirtieron su tendencia a la baja y obtuvieron un 12,5%.

En el barómetro de julio han vuelto a caer, y han obtenido un 11,6%, pasando a ser la cuarta fuerza política en estimación de voto, ya que el grupo confederal de Unidas Podemos superó de nuevo la barrera del 12%, un resultado que los vuelve a situar como tercera fuerza política del Congreso.

Más noticias