Público
Público

Migración El PP le pide a Sánchez más expulsiones y un pacto migratorio en el Senado, donde tiene mayoría

El portavoz de los conservadores en el Senado, Ignacio Cosidó, acusa al Ejecutivo de provocar "un efecto llamada" y califica la recepción del Aquarius y la retirada de concertinas en las vallas de Ceuta y Melilla de "errores".

Publicidad
Media: 5
Votos: 1

El portavoz del PP en el Senado, Ignacio Cosidó, conversa con un compañero este martes en la Cámara Alta/ EFE

"Este es el foro del encuentro de la España de las autonomías", aseguró este martes Pedro Sánchez durante su comparecencia en el Senado. Pero no hubo encuentro, ni sobre la política autonómica ni sobre uno de los asuntos por los que comparecía, las políticas migratorias. El PP había pedido que el líder del Ejecutivo acudiera a la Cámara para hablar sobre la "crisis migratoria" que a su juicio está sufriendo España.

Aunque el presidente aprovechó su comparecencia para hablar también de las líneas de actuación del Gobierno, el portavoz de los conservadores en el Senado, Ignacio Cosidó, ha utilizado la mayor parte del tiempo de su primera intervención para cargar contra la política migratoria del Ejecutivo y acusarle, de nuevo, de haber provocado un "efecto llamada" con actuaciones como la recepción del buque Aquarius o el anuncio del Ministerio del Interior sobre la retirada de las cuchillas en las vallas de Ceuta y Melilla.

Cosidó le ha exigido a Sánchez que reconozca que existe "un problema de España, no solo del Gobierno: estamos en la peor crisis migratoria de las últimas décadas". Por eso, también la ha pedido al Ejecutivo una "rectificación urgente" de su política migratoria, una política, a su juicio, "ineficaz, inconsistente e indefinida".

"Estamos ante una cuestión de Estado", ha asegurado el portavoz del Grupo Popular en el Senado, que le ha propuesto al Gobierno y al resto de fuerzas políticas "un acuerdo" en la comisión especial de migración que se pondrá en marcha en la Cámara Alta, institución donde los conservadores tienen una mayoría absoluta.

Cosidó también ha insistido en la necesidad de "diferenciar los derechos laborales entre los inmigrantes regulares y los irregulares", y le ha exigido al Gobierno "aumentar el número de expulsiones" de migrantes y que haya "una integración real" de las personas que llegan a España.

Los conservadores han recuperado en esta ocasión el discurso del "efecto llamada" para criticar las líneas de actuación del Gobierno en esta cuestión. "Su primer error se llama Aquarius; su mensaje provocó un efecto llamada para las mafias, algo que usted mismo ha intentado corregir". El portavoz del PP en el Senado ha reprochado al presidente su "cambio de criterio" y su doble discurso sobre las devoluciones en caliente: "Propusieron su supresión, pero ahora no sabemos dónde están ustedes en esta cuestión. Mantienen una posición ante el Tribunal de Estrasburgo", defendiéndolas, "y otra, en los tribunales de Madrid", condenándolas.

Además, ha proseguido el senador conservador, el Ejecutivo cometió "un segundo error" con el anuncio del ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, sobre la retirada de las concertinas de las vallas de Ceuta y Melilla. "Lo anunció sin explicar medidas alternativas", ha afirmado Cosidó.

155, control de las finanzas y de los Mossos

El PP no se ha quedado solo en la cuestión migratoria, y ha aprovechado que el presidente ha hecho un resumen de las iniciativas aprobadas y las medidas adoptadas por su Gobierno para criticar su estrategia en la gestión de la crisis territorial catalana.

Cosidó ha insistido en que Sánche se apoya en "golpistas" para gobernar, y ha asegurado que el presidente ha adquirido el compromiso de llevar a cabo unos "indultos preventivos" para los políticos catalanes presos. "Su política de apaciguamiento le ha hecho creer a los catalanes que España depende de ellos".

El senador conservador le ha pedido a Sánchez que lleve a cabo el "mandato" del Senado y que intervenga la Generalitat de Catalunya desde tres ámbitos: "Tiene un triple mandato de esta Cámara; uno para que aplique el 155, requiera a la Generalitat y suspenda su autonomía; un segundo mandato para que establezca un control estricto de las finanzas de Catalunya; y, en este mismo Pleno, debatiremos una moción para que se adopte el control de los Mossos d´Esquadra", una iniciativa que previsiblemente saldrá adelante, dada la mayoría absoluta del PP en el Senado.

Hay que construir un país "no expulse a nadie"

El portavoz de Unidos Podemos en el Senado, Ramón Espinar, ha defendido que, frente al modelo de país del PP y de las "tres derechas", de "estrechamiento de la patria", hay que construir un país de "patria grande, un país de países, plural, diverso, que no expulse a nadie". El senador ha insistido en la necesidad de llevar a cabo una "transformación" del país en los ámbitos territorial, económico y de la Unión Europea, para lo que le ha tendido la mano de su partido al Ejecutivo. 

Unidos Podemos le ha pedido al líder del Ejecutivo que "se remangue" y que trabaje por llevar a cabo esa transformación, y le ha pedido que no le "compre" el modelo económico a la derecha. También le ha recordado que lo que posibilitó la llegada del PSOE al Gobierno fue la moción de censura que defendía la "España plurinacional", y le ha pedido que no claudique en la defensa de este modelo territorial. "Debe tomar la iniciativa", le ha insistido Espinar.

Más noticias en Política y Sociedad