Público
Público

Rebelión de los alcaldes Los cambios de Hacienda no convencen a la FEMP, que suspende otra vez la votación sobre el desbloqueo de los 5.000 millones

La rebelión de los alcaldes del PSOE y Unidas Podemos estalló la semana pasada, y entonces ya forzó la suspensión de una primera Junta de Gobierno de la FEMP. Fuentes de las negociaciones señalan que Hacienda ha mantenido posiciones muy "duras", sin aceptar cambios, y desde UP señalan que el Ministerio tiene "un claro margen" para flexibilizar su propuesta, "sobre todo si aparece una voluntad política que aún no ha aparecido".

30/06/2020.- La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, durante su intervención en la rueda de prensa posterior a la reunión semanal del Consejo de ministros, este martes en Moncloa. EFE/ Fernando Alvarado
La ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, durante su intervención en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Ministros del 30 de junio. EFE/ Fernando Alvarado

Los cambios del Ministerio de Hacienda en su propuesta para que los ayuntamientos puedan usar hasta 5.000 millones de euros de su superávit tampoco convencen a los alcaldes. Este jueves, la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) ha tenido que suspender la reunión de su Junta de Gobierno, prevista para el viernes, dada la ausencia de consenso sobre la oferta del Gobierno.

Distintas voces conocedoras de las negociaciones dicen que Hacienda ha mantenido una posición muy "dura", asumiendo muy pocos cambios en sus posiciones

Como informó Público este lunes, durante la semana se han sucedido las negociaciones, por una parte dentro de la FEMP, pero también entre los alcaldes y el Gobierno. Esta falta de acuerdo supone posponer por segunda vez -también ocurrió el viernes pasado- la votación de la propuesta, ante el riesgo de que sea rechazada.

A lo largo de la semana, después de que Hacienda asegurase a este medio que estaba abierta a "cambios" en su oferta, para forjar el consenso, distintas voces conocedoras de las negociaciones han relatado que el departamento que dirige María Jesús Montero ha mantenido una posición muy "dura", asumiendo muy pocos cambios en sus posiciones.

Pese a todo, a primera hora de la mañana del jueves aún había cierto optimismo sobre el desarrollo de las conversaciones, pero conforme pasaban las horas se constató que aún no se avista el consenso.

En particular, en lo que toca a su reclamación de acceso directo de los ayuntamientos a los fondos de reconstrucción europeos, afirman que hay "margen", pero "poca concreción por parte de Hacienda". "Pedimos que haya un compromiso claro", abundan.  

Durante la semana pasada, este diario informó de que el descontento con la propuesta del Ejecutivo no se concentraba únicamente entre los alcaldes del PP, sino que afectaba también a los ediles del PSOE y de Unidas Podemos.

Sin ir más lejos, el grupo municipalista de IU-Podemos-Comuns, ha asegurado que la propuesta de Hacienda "sigue siendo claramente insuficiente", y criticaron la falta de "voluntad política" del Ministerio. "El acuerdo no alcanza el consenso requerido ni tiene el apoyo de la mayoría en la Junta de Gobierno" , explican en un comunicado remitido este jueves. 

Según Unidas Podemos, Hacienda "tiene aún un claro margen para moverse de sus primeras propuestas, sobre todo si aparece una voluntad política que aún no ha aparecido"

En este escenario, el grupo municipalista ha tildado de "lógico" que se suspenda la votación, y su portavoz, Pedro del Cura, alcalde de Rivas Vaciamadrid, aseguraba en este texto que Hacienda "tiene aún un claro margen para moverse de sus primeras propuestas, sobre todo si aparece una voluntad política que aún no ha aparecido". 

"No queremos que se produzca una imposición de ningún acuerdo a los municipios, e insisto en que hay margen para mejorar su contenido"; "Nuestra voluntad esseguir trabajando para alcanzar el consenso dentro de la Federación Española deMunicipios y Provincias y que sea posible ponerse de acuerdo con el Ministerio", reza el texto.

 Entre otras materias, este grupo reclama ampliar al 2021 la excepción del cumplimiento de la regla de gasto -una medida aprobada esta misma semana por el Congreso de los Diputados, en el marco de los dictámenes de la comisión de reconstrucción-. 

También abogan por garantizar la participación directa de los ayuntamientos en las ayudas europeas -como sí podrán hacer las comunidades autónomas-; por ampliar las inversiones financieramente sostenibles a las actuaciones recogidas en el anexo para el préstamo, y por "incorporar actuaciones en materia de educación, empleo o comercio de proximidad".  

La propuesta de Hacienda condiciona el desbloqueo de estas partidas a que las corporaciones presten al Estado un total de 14.000 millones de sus remanentes de tesorería

En última instancia, piden "concretar un calendario de reformas en materia de financiación local, tal y como recoge ya el acuerdo de Gobierno progresista", y sostienen que esta reclamación goza de un "amplio consenso" en la FEMP.

La propuesta inicial de Hacienda -también la actualmente vigente- planteaba acotar el gasto de este superávit a tres áreas concretas: "Agenda urbana y movilidad sostenible, cuidados de proximidad y cultura".

Además, condicionaba el desbloqueo de estas partidas a que las corporaciones prestasen al Estado un total de 14.000 millones de sus remanentes de tesorería, para que les fueran reintegrados en un plazo de 10 años.

Más noticias de Política y Sociedad