Público
Público

La regulación de los alquileres Montero dice que no aprobarán una ley de Vivienda "sin el concurso" de Podemos, pero tampoco "sin garantías jurídicas"

La ministra Portavoz del Gobierno insiste en que "en ningún caso Ábalos ni el Gobierno han transmitido ninguna voluntad de no hacer cumplir el compromiso del acuerdo de coalición" en materia de Vivienda. "Siempre vigilaremos por la seguridad de las normas", defiende, enfriando la posibilidad de que el borrador de la ley esté listo en febrero.

Consejo de Ministros
La ministra Portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, este martes en La Moncloa. Zipi / EFE

La parte socialista del Gobierno sigue insistiendo en que los incentivos fiscales planteados por el Ministerio de Transportes para tratar de rebajar el precio de los alquileres no son un incumplimiento del acuerdo de coalición, sino parte de una discusión sobre "cuál es el mejor instrumento" para lograr que los precios bajen realmente. Así lo ha apuntado la ministra portavoz del Ejecutivo, María Jesús Montero, este martes en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Ministros, donde también ha avanzado que no llevarán al Congreso un norma en materia de Vivienda "sin el concurso" de Unidas Podemos, pero tampoco una ley "sin garantías jurídicas" y contraria "al marco constitucional".

"No vamos a llevar al Congreso una ley de Vivienda que no tenga el concurso de las dos formaciones, y tampoco sin que tenga garantías jurídicas en el marco constitucional. Es importante llegar, pero también hacerlo en las mejores condiciones", ha dicho Montero, que ha insistido en que, aunque el objetivo del Gobierno es "rebajar los precios", hay que compatibilizar esto "con los derechos en materia de propiedad privada, los de los propietarios y los de los arrendatarios, para que no haya ningún tipo de duda sobre la capacidad y aplicación" de la futura ley.

Este mismo martes, el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, había advertido de que "es un error tensionar al Gobierno incumpliendo los acuerdos firmados", en referencia a los compromisos adquiridos en materia de regulación de alquileres tanto por parte del PSOE como por parte de Unidas Podemos. Iglesias dijo esto después de que el lunes el ministro de Transportes, José Luis Ábalos, apostara abiertamente por llevar a la nueva ley de Vivienda incentivos fiscales para tratar de rebajar los precios del alquiler en vez de poner un límite de forma directa a estos precios.

"Hay diferentes partes que hay que regular, entre ellas el combate contra los precios abusivos del alquiler que se producen en las zonas tensionadas de nuestras ciudades. Nunca se ha dicho que no se vaya a posibilitar; la discusión está en cuál es el mejor instrumento para ello, el que da más seguridad", ha explicado Montero, que durante la rueda de prensa se ha referido en varias ocasiones a que la intención de los socialistas es cumplir con lo firmado en el acuerdo de coalición.

La portavoz del Ejecutivo ha asegurado que están "comprometidos" con que la vivienda cumpla con "la función social que le atribuye la Constitución", pero ha señalado que es importante garantizar que tenga garantías jurídicas para que no colisione con "los derechos de propiedad privada". El lunes Ábalos se refirió a que la vivienda, además de un derecho, es "un bien de mercado".

En este sentido, ha defendido que el deber del Gobierno es el de encontrar "la mejor herramienta" legislativa que evite una colisión entre las dos funciones que, a ojos de la parte socialista del Ejecutivo, debe tener la vivienda. "No ha habido una renuncia por parte de Transportes al acuerdo, lo que hay es una discusión sobre las herramientas. Yo saludo esta discusión. Que el objetivo que perseguimos no tenga efectos secundarios no deseados como la contracción de la oferta de vivienda porque los propietarios entiendan que no hay suficientes garantías jurídicas en el mercado para poner su vivienda en alquiler".

"El Gobierno está comprometido con el programa"

La ministra Portavoz ha enfriado las expectativas de que la norma pueda llegar al Consejo de Ministros en febrero, como se había propuesto el Ministerio de Transportes (el desarrollo legislativo sobre la Vivienda ya está fuera de plazo, ya que el PSOE se comprometió con Unidas Podemos a presentar una ley a finales de enero). En este sentido, en la misma línea en la que se pronunció Ábalos, insistió en que es "más importante llegar en las mejores condiciones" que "llegar pronto".

"Ojalá en las próximas semanas podamos traer esta ley de Vivienda consensuada pero no vamos a comprometer la seguridad jurídica de lo que vamos a legislar por poner fechas concretas a lo que traemos al Consejo de Ministros", ha afirmado. Sí que ha avanzado que el borrador de la norma se conocerá "dentro de poco". "Estamos trabajando en la línea que marca el acuerdo de Gobierno e intentar evitar la subida de los precios de alquiler en las zonas tensionadas, pero el problema de la vivienda es mucho mayor que las zonas tensionadas, que están muy localizadas en núcleos urbanos de las grandes ciudades", ha zanjado.

La portavoz del Gobierno también ha querido dejar claro que el PSOE está "comprometido" con el acuerdo de coalición y con llevar a cabo los compromisos que contiene y que, por lo tanto y en base a ese acuerdo, el Ejecutivo no corre ningún riesgo de ruptura: "Estamos ante un Gobierno estable, firme y totalmente comprometido con el programa para desarrollar la legislatura, un programa que está cumpliendo de manera satisfactoria. Seguimos trabajando, como demuestran las numerosas iniciativas que traemos a las reuniones del Consejo de Ministros".

Más noticias de Política y Sociedad