Público
Público

Valle de los Caídos Comienzan los trabajos arqueológicos para conocer cómo vivían los presos y trabajadores del Valle de los Caídos

En esta segunda fase del proyecto se llevarán a cabo prospecciones y excavaciones de chabolas, viviendas, barracones y otros elementos que se puedan localizar durante los trabajos.

24/10/2019.- Plano general de la Basílica del Valle de los Caídos este jueves antes de la exhumación de los restos de Francisco Franco. / EFE - J.J GUILLÉN
Plano general de la Basílica del Valle de los Caídos este jueves antes de la exhumación de los restos de Francisco Franco. / EFE - J.J GUILLÉN.

Conocer mejor las condiciones de vida de los trabajadores, tanto presos como libres, que vivieron en el Valle de los Caídos durante su construcción. Es el fin de las prospecciones y excavaciones que arrancan este martes en en el poblado obrero de la zona y que llevará a cabo un equipo de expertos del Instituto de Ciencias del Patrimonio (Incipit), dependiente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).

Los resultados del trabajo, que durará cerca de un mes y se costeará con una subvención del Ejecutivo por valor de 12.000 euros, contribuirán a construir a un nuevo relato patrimonial de este espacio, gestionado por Patrimonio Nacional.

En concreto, el estudio arqueológico se enmarca dentro de las actuaciones que está llevando a cabo el Ministerio de Memoria Democrática. Con este plan se pretende impulsar la ejecución de proyectos relacionados con la recuperación de la Memoria Democrática y el reconocimiento de las víctimas de la Guerra Civil y de la Dictadura.

El proyecto de excavación

La metodología del proyecto comprende tres fases. La primera, llevada a cabo
durante el mes de marzo, se ha centrado en la recopilación de documentación
sobre los obreros que trabajaron en el Valle de los Caídos y los espacios que
ocuparon. Para ello, se ha consultado el Archivo General del Palacio Real de Madrid y el Archivo General de la Administración de Alcalá de Henares, entre otros.

La segunda fase es la que comienza precisamente este martes e implica una investigación arqueológica de campo con tres tipos de intervenciones: prospecciones extensivas, prospecciones intensivas y excavaciones de varias estructuras representativas como chabolas, viviendas, barracones y otros elementos que se puedan localizar durante los trabajos.

En una tercera fase, se llevará a cabo un análisis de los datos recogidos, cuya
duración estimada es de dos meses, una vez haya finalizado la intervención en
el Valle de los Caídos.

Más noticias de Política y Sociedad