/

Impacto psicológico de la alopecia

El pelo es parte de nuestra identidad. La genética juega un papel importante en la base de nuestro cabello (color natural, textura y grosor), pero tenemos total autonomía para cambiarlo cuando quedamos con relativa facilidad. Las decisiones que tomamos sobre nuestro pelo están íntimamente relacionadas a nuestro estado de ánimo y a cómo queremos que el mundo nos perciba.

Por ello, no es de extrañar que la caída del cabello o alopecia se sitúe entre las principales preocupaciones estéticas de los hombres y las mujeres. Y más teniendo en cuenta que España es el segundo país del mundo con mayores índices de alopecia, sólo por detrás de República Checa. Un 42,6% de los españoles sufren caída severa del cabello, según los últimos estudios sobre alopecia en el mundo.

Alopecia

La importancia del pelo como símbolo estético es una de las principales razones por las que la alopecia puede tener un gran impacto psicológico en los hombres y las mujeres debido a que afecta su apariencia física. Diferentes estudios han demostrado que la caída del cabello puede conducir a la falta de autoestima y otros problemas de salud mental que van desde el estrés y la ansiedad hasta la depresión.

Todos estos aspectos también pueden tener un impacto negativo en las interacciones sociales de las personas que sufren alopecia, ya que tendrán tendencia a alejarse de la sociedad, evitar asistir a eventos sociales y aislarse en sus casas, lo que repercute negativamente en la calidad de sus vidas.

La pérdida de cabello puede hacer que una persona pierda la confianza en sí misma. El problema se agrava cuando ocurre a una edad temprana. Debido al cambio de apariencia causado por la caída del cabello, las personas pueden sentirse inseguras y cohibidas. Las experiencias estresantes derivas de esta falta de autoestima pueden hacer que se agraven aún más los síntomas de la alopecia y, por extensión, el estrés y la depresión. 

Las mujeres sufren más estrés y depresión, principalmente porque se enfrentan a una mayor presión social en comparación con los hombres, ya que la alopecia femenina está menos aceptada socialmente que la masculina. De esta forma, la mayoría de las mujeres se sienten estigmatizadas por la sociedad.

La importancia del diagnóstico y el tratamiento precoz de la alopecia

¿Es lo mismo un psicópata que un sociópata?
Pelo

La alopecia, especialmente la alopecia androgenética, es un problema capilar cada vez más común. El diagnóstico y el tratamiento precoz son fundamentales para estabilizar la pérdida de cabello. Por este motivo, los hombres y las mujeres que observen que tienen el pelo más fino y más claro, así como pérdida de volumen y densidad capilar, deben acudir a un especialista en tratamientos capilares, como los que se pueden encontrar en las clínicas IMD.

Estas clínicas ofrecen diferentes tratamientos capilares que permiten anticiparse a los problemas de alopecia y tratarla en sus fases más tempranas. También cuentan sistemas de integración capitales para aquellos pacientes en los que no es posible aplicaciones tratamientos eficientes, así como pelucas oncológicas para pacientes de quimioterapia que sufren de alopecia.

*Contenido elaborado en colaboración con una marca



Dejar una respuesta

Your email address will not be published.