Público
Público
VACUNA

El 97% de la inversión para desarrollar AstraZeneca fue pública, según un estudio

Más de 170 Premios Nobel y exmandatarios han pedido a Joe Biden que apoye eliminar las patentes para que la vacuna contra la covid-19 llegue a los países más pobres.

10/02/2021. Una sanitaria sujeta un vial de la vacuna de AstraZeneca en Génova (Italia).
Una sanitaria sujeta un vial de la vacuna de AstraZeneca en Génova (Italia). LUCA ZENNARO / EFE

Un estudio realizado para investigar cuál ha sido la financiación que ha dado luz verde a la creación de vacunas contra el coronavirus, como la de AstraZeneca, ha demostrado que "la industria farmacéutica soportó menos del 3% de los costes de investigación" para llevarla acabo. Se destinaron 120 millones de euros, de los cuales 45 millones procedieron desde Reino Unido y 30 de la Comisión Europea. Los 45 millones restantes llegaron de entidades con una financiación de centros de investigación y algunas fundaciones que aportan y dan sustento a la investigación científica, según ha publicado El País. 

El estudio ha sido avanzado por el diario británico The Guardian antes de ser publicado en una revista científica y los autores del mismo, han resumido en un comunicado el resultado de la investigación. En él han expresado que "han sido la inversión pública y la colaboración internacional las que han traído las vacunas frente al virus". 

La liberación de las patentes ha sido un tema del que se ha hablado en numerosas ocasiones. La financiación pública hace posible la liberación de dichas licencias, es por eso que más de 170 Premios Nobel y exmandatarios han pedido al presidente de EEUU, Joe Biden, que apoye eliminar las patentes para que la vacuna contra la covid-19 llegue a los países más pobres. Lo han hecho a través de una carta abierta, donde instan a la suspensión de las patentes ya que "salvará vidas y nos hará avanzar hacia la inmunidad colectiva mundial".

La imposibilidad de no liberar las patentes deja fuera a los demás productores para poder fabricar las vacunas y que así, estén más distribuidas por el mundo. Sólo nueve de cada 10 dosis han sido suministradas en los países ricos, por el contrario, los países menos favorecidos tendrán que esperar mucho más tiempo. Con la cesión de las licencias, el avance del virus estaría más retrasado puesto que numerosos países, tanto desarrollados como subdesarrollados, contarían con más cantidad de vacunas para frenar la covid 19. 

Cada vez hay más voces que piden la suspensión de las patentes, como es el caso de Médicos Sin Fronteras, Salud Por Derecho o la OMS. La iniciativa, lanzada por India y Sudáfrica, se encuentra en la Organización Mundial del Comercio (OMC). Sin embargo, los países ricos han bloqueado la propuesta.