Público
Público

Volcán Crece la preocupación por la calidad del aire en La Palma mientras la principal colada de lava se mantiene estable

El magma que ha alcanzado el mar ha creado una "isla baja" de más de medio kilómetro de ancho que seguirá creciendo mientras la aportación de lava continúe, algo que de momento no se pone en duda.

Colada volcánica que ha llegado al mar formando un delta vista desde el corte de carretera situado en el mirador de El Charco.
Colada volcánica que ha llegado al mar formando un delta vista desde el corte de carretera situado en el mirador de El Charco. Ángel Medina G. / EFE

Mientras la isla de La Palma sigue creciendo como consecuencia de la lava que ha comenzado a acumularse en el lecho oceánico, a los expertos les empieza a preocupar un previsible deterioro en la calidad del aire, sobre todo a partir del viernes, por un cambio en el régimen de vientos. Por este motivo, el comité director del Plan de Emergencias Volcánicas de Canarias (Pevolca) ha pedido a la población más cercana al volcán en erupción de La Palma que extreme las precauciones.

En el municipio de Tazacorte, donde desemboca el río de lava que alcanzó el mar el martes por la noche, se han medido puntualmente valores altos de dióxido de azufre que superan las normativas sobre calidad del aire y hay olor a huevos podridos, situación que puede extenderse el viernes a Los Llanos de Aridane y El Paso.

Aunque de momento las mediciones no representan peligro para la salud, las autoridades recomiendan mantener especiales precauciones, como permanecer en interiores salvo necesidad y utilizar mascarillas FFP2, sobre todo las personas con afecciones respiratorias, los mayores, los niños y las mujeres embarazadas.

La previsión de la Agencia Estatal de Meteorologíaes que los vientos alisios soplen fuertes y en niveles bajos hasta el fin de semana y, de ser así, las emisiones del volcán se dispersarían hacia el oeste y el noroeste, ha explicado el portavoz de la Aemet Rubén del Campo.

Crece el delta 

La lava que ha alcanzado el mar en la isla de La Palma ha creado ya una "isla baja" de más de medio kilómetro de ancho, según ha explicado el vulcanólogo del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) Vicente Soler. El investigador ha explicado a través de las redes sociales del CSIC que esta "isla baja" seguirá creciendo mientras la aportación de lava continúe, algo que de momento no se pone en duda ya que la actividad de ese salidero es "continuada".

Esta plataforma creada por la lava a su llegada al mar, recordó, "genera nubes de gases en contacto con el agua", que pueden afectar a la salud, motivo por el que las autoridades han recomendado no acercarse a presenciar el fenómeno. "La actividad continuada de este potente salidero representa la situación más favorable para que la colada no siga invandiendo nuevos terrenos" en la superficie de la isla, sentenció.

Estabilidad en la erupción y las coladas

La erupción del volcán de La Palma se mantiene este jueves con "cierta estabilidad" gracias a la canalización de la colada de lava que va desde el cono hacia el mar. Así lo ha informado en rueda de prensa el director técnico del Pevolca, Rubén Fernández que sin embargo, ha explicado que hay algunos puntos de desborde que están afectando a otras zonas, e incluso hay algunos dedos que se han separado del eje principal de la colada pero cuya tendencia es volver a esta canalización.

En las últimas 24 horas se han localizado algunas decenas de sismos

La sismicidad se sigue localizando en la misma zona en la que se originó el 11 de septiembre, pero a unas profundidades mayores de 10 km. En las últimas 24 horas se han localizado algunas decenas de sismos, el mayor de magnitud 3.3, sentido con intensidad II. También se han registrado algunos terremotos superficiales en el entorno del centro eruptivo. Algunas estaciones sísmicas cercanas al delta lávico registran un tremor de alta frecuencia, probablemente vinculado a ese delta. Las deformaciones siguen mostrando un patrón estable.

De acuerdo a la última información del satélite Copernicus, actualmente 855 construcciones están dañadas totalmente y unas 126 presentan daños parciales, lo que hacen un total de 981 edificaciones. Estos datos deben ser contrastados tanto con el Catastro como con la información que remitan tanto los ayuntamientos como los propios vecinos sobre las viviendas que pudieran estar afectadas. Asimismo, hay evacuadas 186 personas que permanecen alojadas en el hotel de Fuencaliente y donde son atendidas por Cruz Roja.

Más noticias