Público
Público

Cospedal se resiste a cambiar a Zoido en Andalucía

La elección del candidato autonómico del PP podría demorarse hasta el año que viene. La secretaria general ha estado en Jaén ignorando las rivalidades internas y la petición de cambio de liderazgo.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las miradas del PP estaban fijas hoy en Jaén, en donde la secretaria general ha desembarcado esta mañana para clausurar la interparlamentaria del PP andaluz y apoyar al cuestionado líder de la formación, Juan Ignacio Zoido, además, con la asistencia de su antecesor, Javier Arenas -hoy vicesecretario general de asuntos territoriales del PP-, y del vicesecretario general de Organización, Carlos Floriano.

María Dolores de Cospedal, sin embargo, pasó de puntillas por el liderazgo del PP andaluz, al cual, los barones provinciales y, en general, la totalidad del partido, han colgado el cartel de 'Urgente' tras el inesperado movimiento de José Antonio Griñán poniendo al frente del PSOE autonómico y de la Presidencia de la Junta de Andalucía a Susana Díaz. La número dos del PP, sin embargo, ha evitado mencionar siquiera la posibilidad de buscar un recambio inminente a Zoido, porque, además, el también alcalde de Sevilla ya ha manifestado en alguna ocasión que su deseo es dejar el liderazgo orgánico y dedicarse de lleno al ayuntamiento.

Aunque no hay un candidato claro para liderar el PP andaluz en lugar de Zoido y son muchos los nombres de la comunidad que suenan ahora, los conservadores señalan con fuerza y desde hace meses al ministro de Agricultura, Miguel Arias Cañete, aunque la titular de Empleo, Fátima Báñez, también parece ir ganando posiciones en las quinielas internas del partido. Con todo, fuentes del PP andaluz están convencidos de que la secretaria general no tiene prisa en buscar un recambio para Zoido, al menos, hasta el año que viene.

El PP andaluz no oculta su 'frustración' por esta situación, dicen, 'de tierra de nadie', en donde la ausencia de un candidato de peso -y que quiera serlo- les impide afrontar la oposición a Susana Díaz y su Gobierno bipartito con la fuerza necesaria, toda vez que las encuestas son cada vez más negativas para el PP de la comunidad y, poco a poco, van asentando a Díaz en su liderazgo. En realidad, explican gráficamente los conservadores, lo que sigue buscando el partido es 'un recambio a Arenas', ya que Zoido nunca ha consolidado su liderazgo. Y no es fácil: el vicesecretario general de política territorial, muy tocado por el caso Bárcenas y su enfrentamiento con Cospedal -la secretaria general no lo citó ni una vez esta mañana cuando se refirió a las elecciones de 2012, en las que, efectivamente, Arenas ganó, aunque no logró la mayoría para gobernar-, sigue teniendo mucho predicamento en el PP andaluz, mientras que Zoido se ha convertido en un barón de confianza de Cospedal, del que ésta evita prescindir en un momento en el que un considerable sector del partido la mira a ella con recelo.