Público
Público

Los emergentes, dispuestos a aportar, pero a través del FMI

Aportarán dinero para apuntalar a la eurozona, pero no a través del fondo de rescate que les ofrece Bruselas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los países emergentes más grandes aportarán dinero para apuntalar a la eurozona, pero no a través del fondo de rescate que les ofrece Bruselas. Según el ministro de Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, los llamados BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Suráfrica) 'están preparados para participar en los esfuerzos comunes incluyendo los créditos bajo las reglas y canales que existen en el Fondo Monetario Internacional' (FMI).

Sus declaraciones siguieron a una reunión con Christine Lagarde, directora gerente del FMI, y encajan en la buena disposición mostrada en Cannes (Francia) por los primeros ministros de China, Hu Jintao, y Brasil, Dilma Rouseff. Durante la última cumbre del G-20, ambos aseguraron que contribuirán, pero no aportaron cifras, en lo que fue percibido como un fracaso del foro de países emergentes e industrializados.

Según Rousseff, aunque los BRICS contribuyan, la crisis no se resolverá hasta que Europa apueste por el crecimiento. 'Nuestro mensaje en el G-20 fue muy claro: la crisis económica, que está afectando principalmente a los países de Europa y a Estados Unidos no puede ser resuelta con desempleo y mucho menos con la reducción de los derechos laborales', aseguró en un programa de televisión. '¿Sabe por qué estamos en una situación mejor que los otros países ante la crisis internacional? Por que en 2008, cuando la crisis comenzó, Brasil optó por el crecimiento y la consolidación del mercado interno y no por la recesión', advirtió, criticando duramente la estrategia europea de austeridad.

La ayuda británica al euro puso ayer en apuros al primer ministro David Cameron, que informó a sus diputados de las discusiones del G-20. La contribución al FMI es uno de los temas que causa más problemas a Cameron (otro será el alza del 5% de los presupuestos europeos) por la barricada de diputados euroescépticos que tiene en su partido.

Los parlamentarios europeos no tendrán ocasión de votar el aumento de la contribución al FMI, que pide más dinero para resolver la crisis del euro aunque Londres lo da con la condición de que no vaya destinado a este fin. 'Los países de la eurozona y el Banco Central Europeo son los que tienen que estabilizar el euro', dijo Cameron, según el cual no habrá votación porque se mantienen las últimas decisiones del Parlamento: Gran Bretaña puede aportar hasta 39.000 millones de libras (46.800 millones de euros) al FMI sin tener que dar cuentas a la Cámara de los Comunes, cuya paciencia con los países de la zona euro se está agotando.