Público
Público

La presidencia de la UE anuncia un acuerdo para enviar observadores que controlen el tránsito de gas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La presidencia checa de la Unión Europea (UE) anunció ayer en Praga que ha llegado a un acuerdo con Rusia para el envío de observadores que controlen el tránsito de gas por Ucrania.

El primer ministro checo, Mirek Topolanek, y su homólogo ruso, Vladimir Putin, "acordaron las condiciones del despliegue de la misión de vigilancia en todos los lugares que son pertinentes para el flujo de gas", indicó la presidencia checa de la UE.

Pocas horas antes la UE se vio obligada a admitir el fracaso en las conversaciones para solucionar la crisis del gas con el envío de observadores a Ucrania, tras la exigencia del consorcio ruso Gazprom de que la misión incluyera monitores rusos, algo que rechaza Kiev.

"Este despliegue (de observadores) debe conducir a que sea restaurado el suministro ruso de gas a los Estados miembros de la UE", añade la nota.

La presidencia checa de la UE no incluye ningún detalle sobre los términos del despliegue, por lo que se desconoce por el momento si Gazprom renunció a su exigencia de contar con observadores propios.

El viceprimer ministro checo, Alexandr Vondra, señaló en Praga a un grupo de periodistas que hay un acuerdo firme con Ucrania para el envío de la misión de observadores europeos.

Los monitores se desplegarán en los ocho puntos relevantes para el control del tránsito del gas de Rusia a través de Ucrania, por lo que se espera que una vez que comiencen a ejercer su función de control Moscú acceda a reanudar los suministros.

Fuentes diplomáticas señalaron que persiste la duda de si Ucrania podría encontrar alguna excusa para no permitir el trabajo de los expertos europeos.

El comisario europeo de Energía, Andris Piebalgs, explicó ayer en Bruselas que la exigencia de Gazprom de que haya observadores rusos es la "única condición" que ponía el consorcio gasístico ruso al despliegue.

Topolánek, que se encuentra en Bratislava en una fiesta de gala con motivo de la adopción del euro por Eslovaquia, trató por teléfono sobre las condiciones del despliegue con Putin y con la canciller federal alemana, Angela Merkel.

La UE emitió ayer en Praga una seria declaración en la que instaba a Rusia y Ucrania a poner fin enseguida a los recortes en el suministro del carburante, que está afectando ya a dos tercios de los países europeos en plena ola de frío invernal.

Una misión de observación integrada por entre 10 y 12 expertos comunitarios en la materia partirá hoy rumbo a Kiev y el lunes se celebrará un Consejo extraordinario de Ministros de Energía para evaluar las medidas que deben adoptarse.

Kiev y Moscú fueron ayer incapaces de llegar a un acuerdo sobre la modalidad para el despliegue de los observadores durante las reunión de los representantes de sus respectivas empresas gasísticas Gazprom y Naftogaz en Bruselas.