Público
Público

La Seminci busca más financiación privada

El festival de cine ve reducido su presupuesto en 400.000 euros

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El impacto de la crisis, que ya lleva unos años haciendo estragos en los presupuestos de los festivales de cine nacionales, se instala también en la Seminci de Valladolid. Según anunció ayer su director, Javier Angulo, el certamen verá reducido su presupuesto en 400.000 euros, lo que supone un recorte de algo más del 13% respecto al año pasado.

La cifra bajará de 2,9 a 2,5 millones, de los que la mayor aportación, casi 1,3 millones, corren a cuenta del Consistorio de Valladolid. Para compensar la caída, el certamen buscará aumentar en medio millón su presupuesto con la colaboración de la iniciativa privada.

Angulo precisó que, con 'menos de la cantidad presupuestada, no se puede hacer un festival en condiciones'. Para remediarlo, se buscará incrementar la participación económica de instituciones privadas a fin de dar 'seguridad y estabilidad' económica al festival, porque 'hacerlo muy bien' cuesta más de tres millones de euros.

La próxima edición de la Seminci mantiene la duración de ocho días

El director de la Seminci, que acaba de ver renovado su puesto por dos años, aseguró que, a pesar del recorte, se mantendrán 'las señas de identidad de cine gourmet del festival'.

La próxima edición de la Seminci, que se celebrará entre el 22 y 29 de octubre de 2011, mantiene la duración de ocho días instaurada este año. Contará con entre 17 y 18 películas en la Sección Oficial y reducirá 'mínimamente' las secciones Punto de Encuentro y Tiempo de Historia como medida de contención presupuestaria. Asimismo, se instaurará una cuota de inscripción de 30 euros para instituciones, lo que permitirá ingresar una 'pequeña cantidad', según aclaró Javier Angulo.

Festivales como el de San Sebastián el de mayor proyección y envergadura del país también han vivido recortes severos en los últimos años. Donostia ha visto reducido su presupuesto en los últimos tres años en un millón de euros, lo que deja al principal festival de Clase A de España con un presupuesto de no más de seis millones, una cifra muy inferior a la de otros certámenes de su categoría como Venecia o Cannes. El propio alcalde de San Sebastián, Odón Elorza, dijo el pasado noviembre que el festival donostiarra está en peligro.