Público
Público

Territorios: el latido alternativo de Sevilla

Rap, reggae y world music se citan en el festival, que arranca hoy

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El soul enérgico de Eli Paperboy Reed dejó con ganas de más. De mucho más. El chico de los periódicos y su banda The True Loves ya avisaron hace dos semanas en Sevilla, a modo de presentación, de que el nuevo Territorios 2010 iba a ser más auténtico que nunca. No se equivocaron. Hip-hop, rap, ritmos africanos y un poco de pop-rock removerán desde hoy hasta el sábado los cimientos del Monasterio de la Cartuja, sede del Centro de Arte Contemporáneo de Andalucía. Unas 5.000 personas, según la organización, pasarán cada día por los tres escenarios de Territorios, que cumple su 13 edición huyendo de la radiofórmula.

Los norteamericanos Public Enemy son el grupo más esperado. Los reyes del hip hop mundial llevarán hasta la isla de la Cartuja sus críticas a los gobiernos a pelo, sin compasión. Don't believe the hype, Fight the power o una de sus últimas perlas, How you sell soul to a souless people who sold their soul, no cogerán desprevenidos al público más alternativo de uno de los escasos festivales que internacionalizan la ciudad de los toros y las flamencas guiris aparte, pero sí causarán, inevitablemente, gritos de rabia y euforia. No está el mundo para menos.

Unas 5.000 personas acudirán cada día a los tres escenarios

Salif Keita abre hoy en festival con su contundente rodillo de percusiones y melodías malienses, talladas nota a nota en la mejor escuela de orfebrería musical de su país. En malinké, bambara o francés, este albino acude a Territorios con La Différence, el tercer capítulo de su trilogía acústica, editada por Universal Jazz.

Hasta el mismo escenario, con el estómago ya bien lleno, sube el reggae de Gentleman & The Evolution. Su alma, Tilmann Otto, el músico alemán aclamado por muchos como el Bob Marley blanco, llega dispuesto a descargar Diversity, una mezcla de ritmos de dancehall con el reggae roots más contemporáneo. ¿Que piratean? Que pirateen, ha dicho en alguna ocasión el alemán cuando le han preguntado por la crisis de la industria. Lo suyo es el directo, el cara a cara con la gente. En eso estamos.

Los Planetas o Pony Bravo ponen el sello español en la 13 edición

La solidaridad y el feminismo, en esta edición, se mezclan en el estilo único de Njaaya, la voz más comprometida de una nueva generación de músicos senegaleses. Su concierto promete, como los de grupos españoles que pocas veces defraudan. Esta noche, Los Delinqüentes pondrán el acento andaluz. Mañana, los sevillanos Pony Bravo, uno de los grupos más interesantes que ha dado recientemente la escena indie nacional, fundirán rock alternativo, folk americano y ritmos africanos en otro de sus conciertos hipnóticos.

'¡Y ahora nos quedan los Tindersticks!', comentaban aún extasiados a la salida de Eli Paperboy los más melómanos del concierto. Eso será también mañana viernes. El grupo inglés presentará Falling Down a Mountain, su octavo álbum.

Subirán los decibelios con los franceses Rinôçérôse y los granadinos, siempre jóvenes, Los Planetas, que aprovechan su parada en Sevilla para gritar a la intemperie su último trabajo, Una ópera egipcia. Ya sufrieron lo suyo en salas con mala acústica. También actuarán los ingleses New Young Pony Club, estandarte de la new rave junto a los Klaxons, que presentarán The Optimist.

Que el festival de la música de los pueblos está consolidado, resulta a estas alturas una obviedad. Los grandes han optado y siguen optando por Sevilla. El cartel de sold out está a punto de ser colgado. Música por un tubo a 25 euros al día.