Público
Público

Mitad genio, mitad karateka

Neymar marca el gol clave de la reconquista del Santos 49 años después de los títulos con Pelé y luego se lía a patadas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Es un espectáculo en general, pero el que acabó dando en la madrugada del miércoles en el estadio Pecaembú de Sao Paulo fue del todo bochornoso. El fichaje prioritario del Madrid, Neymar, se animó a patadas como el que más en la batalla campal que se lio en el césped al terminar la final de la Copa Libertadores, que el propio jugador encauzó para el Santos, campeón por primera vez desde que Pelé coronara el triunfo en 1962.

La bronca la empezaron los hinchas del Santos, que saltaron al césped al terminar el encuentro no sólo con ánimos de festejo. La poca presencia policial permitió que algunos aficionados agredieran a los jugadores del Peñarol, que se enzarzaron en una pelea multitudinaria. A Elano, del Santos, le cayó alguna torta al intentar separar a otros y entonces se implicaron también los jugadores campeones. Neymar dio alguna patada voladora, pero su aportación más célebre fue intentar patear a un jugador rival que estaba en el suelo, para luego salir corriendo.

El fútbol del objetivo blanco sale reforzado; sus modales quedan devaluados

La imagen del fútbol suramericano, en general, quedó una vez más en evidencia ante el mundo en toda una final del Libertadores. Quizás la aportación de Neymar a la gresca, cazado tras la trifulca festejando en calzoncillos en el túnel de vestuarios, complique su llegada a un club que, al menos en tiempos, reparaba en la imagen de sus fichajes.

Desde que uno ve su altísima cresta, intuye que Neymar es capaz de montar cualquier show. Lo reafirma sobre el césped a base de regates y definición. Ayer consiguió, de primeras y con el interior, el primer tanto del Santos. El delantero titular en la próxima Copa América con Brasil está ya expuesto, a sus 19 años, a comparaciones con Pelé, que lo abrazó y felicitó tras el encuentro e insiste en recomendarle públicamente que se vaya al Madrid. Ha puesto la electricidad y el gol en un equipo en el que Ganso aporta el toque. Fueron los mayores culpables de que el Santos se impusiera 2-1, si bien el lateral Danilo marcó un espléndido segundo tanto tras una galopada que culminó con un zurdazo a pie cambiado. A diez minutos del final, un gol en propia de Durval sirvió al Peñarol para acortar distancias. Se quedó a un tanto de culminar la remontada tras el 0-0 en la ida en el Estadio Centenario de Montevideo.

El Santos consiguió así su tercera Libertadores, la prinmera sin Pelé, líder del conjunto brasileño en las que levantó en 1962 y 1963. El ex jugador y mito brasileño, ayer en el palco, se expresó emocionado tras el encuentro: 'Se me sale el corazón del pecho'. También vibraba el propioNeymar, que entre lágrimas de emoción no pudo decir mucho: 'Estoy muy feliz, es maravilloso, es historia'.

El futbolista había asegurado en una entrevista el día antes que estaba feliz en Brasil cerca de su familia y recordó que ya el año pasado rechazó una multimillonaria oferta del Chelsea.

Pero esta vez parece que hasta su club empieza a asumir su salida. 'Si quiere irse y pagan la claúsula, poco podemos hacer. Pero no sólo es el Madrid, hay más clubes interesados', reconoció hace dos días el presidente del club. Está por ver si el Madrid le quiere pese a su vocación karateka.