Público
Público

Scariolo lo niega pero tiene 10 fijos

El seleccionador de baloncesto ya ha decidido los pívots y los bases que acudirán al Mundial de Turquía. La duda está en los aleros

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Sobran tres, la única gran certeza durante estos 35 días de cábalas. Un examen que ya tienen aprobado las posiciones extremas: bases y pívots. Calderón, Ricky, Llull, siempre que su lesión, como así parece, le permita llegar en plenitud física, Felipe, Marc y Vázquez. Seis jugadores que conjugan pasado, presente y futuro. Seis jugadores, una vez reseteada la situación de Fran Vázquez en la selección, arquetipos del gran lema de Scariolo en su segundo verano de seleccionador.

La cantidad de intangibles que supura el equipo evita las sorpresas

'El primer principio es hacer un equipo', repite el italiano hasta la saciedad. Un eslogan que es el ideario de esta selección. Buen rollo, armonía, sacrificio, partidas de pocha, alguna de póker, y baloncesto. Mucho intangible suelto para que aparezcan las sorpresas. Las cábalas se definirían entonces desde el pasado en las tres posiciones con descartes. Rafa Martínez, en los escoltas; San Emeterio, entre los aleros, y Aguilar, en la nómina de cuatros. Mumbrú, alero, y Garbajosa, ala-pívot, volverían a ser el pegamento que hace grupo. 'Si hay un jugador que queremos que esté siempre en el equipo, por lo que representa, ése es Alex (Mumbrú)', asegura uno de los veteranos del equipo.

Mumbrú y Garbajosa son los tipos fundamentales del vestuario. Un rol que les sostendrá en el equipo, cuando su presente, después de una irregular temporada en el Bilbao y Real Madrid, respectivamente, incita al corte. Porque Carlos Suárez, el mejor español en las estadísticas globales de la ACB, y San Emeterio, un tipo que lleva años desarticulando equipos, como en la pasada final al Barça, desde la modestia ofensiva y la solvencia defensiva, han superado el curso de Mumbrú, mejor que el de Garbajosa, quien se despedirá de la selección en Turquía.

'Sigo teniendo las mismas ganas de siempre, pero los años van pasando y pesando. El Mundial va a ser mi última aportación a la selección', asegura el de Torrejón a este diario.

Garbajosa cerrá en el Mundial su historia con el equipo nacional

Sin Pau, el gran ausente, el gran presente en todos los corrillos, de la presentación del equipo en Madrid, la ausencia de Garbajosa ni se cuestiona. Sin el Laker, Pablo Aguilar, el anticipo de la revolución para el Europeo de 2011, parece el marcado. Una x que puede tapar también a Claver si Carlos Suárez sube al cuatro para mantener a Mumbrú.

Aunque Scariolo sonría, desvíe la respuesta cuando se le cuestiona sobre la existencia de diez jugadores fijos -'ya sabes más que yo', bromea el italiano-, lo cierto es que Calderón, Ricky, que ayer recibió el premio al mejor jugador joven FIBA, Llull, Navarro, Mumbrú, Rudy, Garbajosa, Felipe, Marc y Fran Vázquez estarán en Turquía. Por mucho que Scariolo, que esa es su misión, asegure que la plaza se va a ganar en la actitud diaria de los entrenamientos y, en especial, en el comportamiento y aportación de cada jugador en los nueve partidos de preparación.

Lo que sí parece claro es que el dibujo final del equipo regalará pocos centímetros entre los aleros y los ala-pívots; tendrá a Marc Gasol como referente en la pintura; a Navarro y Rudy como los aleros titulares y a Calderón, como el sustituto de puntos y liderazgo que ha dejado Pau con su vacío.