Publicado: 27.09.2016 20:17 |Actualizado: 27.09.2016 23:15

El lobby del Ibex reconoce el bajo nivel del gasto público en España

Fedea, que ha inspirado el programa de Ciudadanos, es partidaria de aumentar la recaudación fiscal para mantener el Estado del Bienestar.

Publicidad
Media: 3
Votos: 2
Comentarios:
Patio de negociación de la Bolsa de Madrid. EFE/Paco Campos

Patio de negociación de la Bolsa de Madrid. EFE/Paco Campos

MADRID.- España es uno de los países de la Unión Europea con un menor nivel de gasto público, pese a la fuerte subida experimentada durante la crisis por el coste de la deuda, de las pensiones y de las prestaciones por desempleo. Así lo reconoce en su último informe la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea), un lobby patrocinado por los principales bancos y empresas pertenecientes al Ibex 35, como Santander, BBVA, Repsol o Telefónica.

El informe recuerda que el gasto público de España, en proporción del PIB, siempre ha estado por debajo de la media de la UE, aunque a partir de 2011 aumentó hasta acercarse a los de Alemania y Reino Unidos. Esa subida se debió a la coincidencia de tres factores que ejercieron una fuerte presión sobre las cuentas del Estado: la escalada de la prima de riesgo, el imparable envejecimiento de la población y el incremento del paro.



Contener el gasto público fue el objetivo de los recortes aplicados desde mayo de 2010, dentro de las políticas denominadas de “consolidación fiscal”, que sin embargo alejaron a España de la UE en materia de sanidad, educación y protección social. El gasto destinado a esas partidas cayó un 13,8%, un 14,3% y un 13,8% respectivamente en nuestro país, mientras que la media europea crecía, salvo en el caso de la enseñanza, siempre según Fedea.

Como consecuencia de ello, España era en 2014 uno de los países de la UE que menos dinero dedicaba a sanidad (el 6,1% del PIB), por delante de Grecia (4,7) y Luxemburgo (5), y muy lejos de Dinamarca (8,7), Finlandia (8,3) y Francia (8,2).

Igualmente, la inversión en educación retrocedió medio punto de PIB y el resto del gasto en protección social se situó en el 3,5%, frente al 6,3 de media europea y a años luz de Dinamarca (13), Finlandia (9,9) o Suecia (8,6).

Los recortes y las subidas de impuestos permitieron rebajar el déficit desde el 11% de 2012 hasta el 5% de 2014, y para seguir por ese camino, según Fedea, “no hay recetas mágicas: o se continúan reduciendo los gastos o se continúa aumentando los ingresos”. Ante esta disyuntiva, el lobby se muestra partidario de una reforma fiscal que proporcione la recaudación necesaria para mantener un Estado del Bienestar “con un nivel de generosidad similar al de otros países europeos de nuestro entorno”.

Fedea, además de estar promovida por los grandes del Ibex, tiene una estrecha relación con Ciudadanos, que se ha nutrido de economistas y propuestas suyas. De la Fundación proviene Luis Garicano, portavoz económico del partido de Albert Rivera, en cuyo lanzamiento participó Ángel de la Fuente, actual director de Fedea.